En directo
    Europa
    URL corto
    0 103
    Síguenos en

    La isla de los Faisanes tiene un estatus único entre los territorios del mundo: es el condominio más pequeño del planeta. Es decir, el lugar más pequeño de la Tierra cuya soberanía es compartida por dos países distintos.

    En su caso, entre España y Francia. Precisamente este 1 de agosto, el curioso territorio pasará a manos francesas.

    La isla de los Faisanes está deshabitada y se encuentra en el río Bidasoa —frontera natural entre ambos países—. Tiene una superficie de 5.000 metros cuadrados. Tampoco puede visitarse el lugar dado que no hay nada que ver. Solo los miembros de las Comandancias Navales de San Sebastián y de Bayona, responsables de su jurisdicción desde España y Francia respectivamente, tienen derecho a acceder a la isla.

    Aunque en el lugar no hay más que árboles, arbustos y algún pato ajeno a la especialidad de la isla, el 7 de noviembre de 1659 allí se firmó el Tratado de Paz de los Pirineos, que puso fin a la Guerra de los Treinta Años. En la firma del tratado estuvieron presentes el conde de D'Artagnan, origen del legendario personaje literario de Alejandro Dumas, y el pintor Diego Velázquez.

    Lea también: Madrid se queja a Francia por los ataques a camiones con productos españoles

    A pesar de su nombre, en la isla no hay faisanes. Además, en un determinado momento, incluso corrió el riesgo de desaparecer por culpa de la erosión del río. La situación se volvió crítica cuando pasó a medir 80 metros de largo por solo cinco de ancho.

    Sin embargo, España y Francia acordaron realizar trabajos de refuerzo y el territorio ha pasado a medir 215x38m, lo que asegura que tendremos isla de los Faisanes para rato.

    Además:

    Habitantes de Isla de Pascua reclaman al Parlamento chileno por superpoblación
    La isla de King Kong aparece en Google Maps (foto)
    Islandia: la nueva isla de la libertad pirata
    Etiquetas:
    geografía, historia, fronteras, isla, Francia, España
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik