En directo
    Partidario de Brexit (imagen referencial)

    Londres y Bruselas acuerdan la estructura de las negociaciones del Brexit

    © REUTERS/ Toby Melville
    Europa
    URL corto
    El referéndum Brexit (434)
    0 45 0 0

    LONDRES (Sputnik) — El Brexit duro puede estar en la mesa de las negociaciones que se celebran en Bruselas, según advierte a Sputnik el analista político británico, Stuart Thomson.

    "Se está especulando que el resultado de las elecciones puede conducir a un Brexit más suave pero todavía quedan muchas voces a favor de un Brexit duro", sostiene el director de la división de Asuntos Públicos en la asesoría legal Bircham Dyson Bell.

    Thomson llama además la atención sobre el grupo de recalcitrantes euroescépticos conservadores, que "no se inquietarían si no hay acuerdo con la Unión Europea" al final del proceso negociador.

    El ministro británico para la Salida de la UE, David Davis, mantuvo la primera reunión oficial con el negociador de la comisión europea y del bloque de los 27, Michel Barnier.

    Ambos acordaron los términos de referencia que guiarán la ejecución del Artículo 50 del Código de la UE, referente a la separación de un miembro del club de Bruselas.

    Habrá reuniones al menos una vez cada cuatro semanas y dos cuestiones prioritarias en esta fase inicial de la negociación del divorcio: los derechos de los ciudadanos y la factura de la retirada.

    Lea también: May: Bruselas debe pagar a Londres por el Brexit

    Al mismo tiempo se iniciarán "diálogos" sobre la situación de Irlanda, que permanecerá dentro de la UE y de los seis condados del noreste de la isla que siguen bajo soberanía británica y destinados por tanto a salir del bloque.

    Las negociaciones del Brexit han comenzado casi al año del histórico referéndum, pero los objetivos del Gobierno del Reino Unido no son claros.

    La primera ministra, Theresa May, ganó las elecciones del pasado 8 de junio pero perdió la mayoría parlamentaria y el mandato para imponer su objetivo de sacar al Reino Unido del mercado común y la unión aduanera.

    Tras la pírrica victoria electoral no hay suficientes diputados para sostener en Westminster el apercibido Brexit duro.

    "La dificultad de un Gobierno minoritario es tener que sopesar el abanico de opiniones, y la señora May no destaca por su capacidad para escuchar ni el talento para entablar relaciones, aunque es lo que necesita hacer en la actualidad", observa el experto de Bircham Dyson Bell.

    Thomson no descarta una pronta ruptura de las negociaciones si no se logra cierta sintonía en la factura del divorcio, que fuentes europeas estiman entre los 60 y 100 millones de euros.

    Los ministros británicos se niegan a reconocer públicamente ninguna de esas cifras como una indemnización adecuada a los compromisos adquiridos a lo largo de cuatro décadas de asociación.

    El Gobierno conservador afronta el arduo proceso de salida con una dirigente que ha visto dentada su autoridad y corre peligro de perder su cargo en un golpe de su propio gabinete o por acuerdo con los barones del partido.

    Tema:
    El referéndum Brexit (434)

    Además:

    El Brexit no es el fin: "la UE se ampliará a costa de los países balcánicos"
    UE: Brexit no debe afectar los derechos de los británicos y los europeos
    Londres prepara el marco legal de sanciones internacionales post-Brexit
    Etiquetas:
    negociaciones, consultas, Brexit, Bruselas, Francia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik