En directo
    Europa
    URL corto
    0 10
    Síguenos en

    El politólogo serbio Aleksandar Pavic comentó a Sputnik las diferencias políticas de los líderes europeos y analizó el impacto que podría producir la política migratoria de la UE.

    El referéndum de Hungría sobre las cuotas de refugiados ha puesto de manifiesto que el sentimiento antiinmigrante que se ha adueñado de algunos de los Estados que integran el bloque europeo amenaza con derrumbar los pilares de la organización, ya de por sí poco estables tras el Brexit.

    Además, el presidente de la República Checa, Milos Zeman, propuso deportar a los migrantes económicos que carecen de la documentación válida a áreas poco pobladas de África o a islas griegas deshabitadas.

    De esta manera, surge la pregunta: ¿por qué la política migratoria de muchos países miembros de la UE ha cambiado de rumbo?

    Según Pavic, los funcionarios de los antiguos miembros del bloque continúan promoviendo la política del multiculturalismo adoptada en la época de la globalización.

    En 2014, Angela Merkel y la élite de Bruselas, sin preguntarle a nadie, abrieron las puertas a miles de inmigrantes, señaló el experto. Este hecho "provocó una reacción violenta entre la población europea" debido a la crisis económica y al volumen de los flujos migratorios incontrolados.

    "Los primeros en indignarse fueron los jóvenes de la UE, que habían logrado preservar su identidad nacional", precisó Pavic.

    Banderas de la UE
    © AP Photo / Virginia Mayo
    Además, prosiguió, estos países no pueden compararse con sus vecinos occidentales en materia de riqueza, por lo que el sentimiento antiinmigrante "demuestra la opinión de la gente corriente de toda la UE".

    A juicio del analista, existe "un abismo sin fondo entre la élite y la sociedad de la UE" —los ciudadanos europeos temen los cambios, sobre todo los problemas económicos que podrían surgir como resultado de tal política-.

    "En Europa nada volverá a ser como antes, porque si los flujos de migrantes no se reducen, la población de otros países también se enfadará", afirmó Pavic.

    También recordó las elecciones regionales en Alemania, donde el partido de Merkel ha caído a mínimos históricos, y los comicios en Austria, donde el movimiento antimigratorio va ganando terreno.

    "El plebiscito de Hungría podría desencadenar un proceso parecido en países como Polonia, la República Checa y Eslovaquia", indicó Pavic, que agregó que "la población de estos territorios está en contra de la política llevada a cabo por la UE".

    De esta manera, el experto serbio sostuvo que es poco probable que "la situación se altere debido a la guerra prolongada en Oriente Próximo".

    En relación a Turquía, Pavic enfatizó que, "en cualquier momento, Turquía puede dejar de contener a los miles de migrantes a los cuales acoge en la actualidad".

    "Esto derivará en graves problemas y disturbios. Y la actitud antiinmigrante puede tornarse en sentimiento antiislamista o antiturco", concluyó.

    Además:

    Hungría mantendrá su rechazo a las cuotas de refugiados
    Alemania destinará 200 millones de euros para emplear a los refugiados sirios
    La UE cumplió solo el 7% del compromiso con los refugiados
    Etiquetas:
    política de inmigración, integridad, conflicto, refugiados, UE
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook