13:37 GMT19 Septiembre 2020
En directo
    España
    URL corto
    Rebrotes y la 'nueva normalidad' en España (202)
    0 134
    Síguenos en

    El New York Times publica un artículo del periodista David Jiménez sobre el sistema educativo de España. Una crítica directa a la enseñanza pública, la cual, según él, no interesa ni a políticos, ni a la sociedad en general. Los comentarios en Twitter no se han hecho esperar.

    Demoledor. Este adjetivo es la palabra perfecta con la que definir uno de los últimos textos publicados en el diario New York Times y que ha desatado la polémica en redes sociales. Firmado por David Jiménez, exdirector del Mundo, las palabras caen como losas sobre el sistema educativo del país, tema a tratar en el artículo. Un escrito resumido en las 11 palabras del titular: "El país donde las discotecas son más importantes que las escuelas".

    "Fútbol, playas, corridas de toros y discotecas. Las prioridades en la apertura de España tras meses de confinamiento se podían leer como una declaración de intenciones sobre la visión del país. Finalmente, a una semana del comienzo del curso escolar, nuestros políticos han decidido abordar lo que consideran menos urgente: la educación de millones de estudiantes", continúa.

    A lo largo de sus líneas, el autor radiografía la precaria situación de la educación pública, que, según él, es de las últimas prioridades del país. De ahí, "la tardía y caótica" organización del inicio del curso escolar, marcada por la falta de previsión y el pensar únicamente en la vuelta de los turistas.

    "La falta de previsión que ha sumido en el desconcierto la reapertura de las escuelas es parte de una gestión lastrada por la opacidad, la falta de datos fiables, la inconsistencia y la lentitud de reacción por parte de los gobiernos central y autonómicos. Y así, tras sufrir una de las peores primeras olas de contagios, España se enfrenta ahora al peor rebrote de Europa", comenta Jiménez.

    El periodista define al sistema educativo de España como "un modelo escaso de medios, con un profesorado mal pagado y desmotivado, planes de estudio anclados en el siglo XIX y una creciente desigualdad que permite a las familias con recursos eludir las carencias del sistema con apoyo extraescolar, enseñanza privada y cursos en el extranjero para sus hijos". Un escenario que nace de la falta de acuerdo entre los partidos políticos para establecer una normativa duradera y que se traduce en unos malos resultados de los estudiantes españoles en el informe PISA, la falta de universidades de referencia o la peor tasa de abandono escolar temprano de la Unión Europea. Algo que, según él, recala en el futuro del país.

    "Las generaciones que tendrán que sacar al país de una nueva crisis se incorporan al mercado laboral sin las herramientas para competir en un mundo globalizado", desarrolla.

    Un golpe directo a la Marca España que no ha tardado en resonar en redes sociales. Eso sí, la mayoría de comentarios leídos en Twitter van más a favor, que en contra de lo escrito por Jiménez.

    Al final del artículo, el periodista remarca que España necesita hacer profundas reformas en su sistema educativo. Como Portugal, cuyos estudiantes en unos años han conseguido igualar a sus compañeros de los mejores países de Europa en el ámbito de la enseñanza.

    Pero, no solo depende de una actuación política. Va más allá de eso. "La educación no interesa a nadie salvo a los padres con hijos en edad educativa", dice el filósofo José Antonio Marina, cuyas palabras recoge Jiménez. Sin un cambio de mentalidad, no hay nada.

    "Mientras esas prioridades no cambien para el conjunto de la sociedad, tampoco lo harán para los políticos. Y seguiremos siendo el país donde la educación nunca le gana un pulso a una buena diversión", sentencia.
    Tema:
    Rebrotes y la 'nueva normalidad' en España (202)
    Etiquetas:
    colegios, coronavirus en España, España, educación, The New York Times, New York Times
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook