En directo
    España
    URL corto
    0 41
    Síguenos en

    Átomo Games crea un producto nuevo que refleja una celebración cordobesa declarada Patrimonio Inmaterial de la Humanidad

    Córdoba, al sur de España, impresiona a los visitantes por los callejones de su judería, el porte de su puente romano o la amalgama de culturas en la Catedral-Mezquita, entre otros atractivos. Pero también lo hace por algo intangible: el clima. La ciudad andaluza sobrepasa los 40 grados con facilidad en verano y se mantiene templada hasta en los meses del invierno. Por eso, las viviendas se han configurado en torno al agua y la sombra, aliados contra los rayos del sol.

    Desde los romanos, las casas se arremolinaban en torno a un patio. A ser posible, con un pozo en medio. Ese centro neurálgico, donde convivían familias o comunidades heterogéneas, se amplió con el influjo musulmán, buscando una entrada común y el frescor de la vegetación. Poco a poco, un espacio a priori de supervivencia fue convirtiéndose en uno de convivencia. Los vecinos se reunían y se creaba un universo único, íntimo y público a la vez. El rincón funcional se transformaba en un escaparate, con sus adornos y toques personales.

    Las fiestas en los corrales de Córdoba se consolidaron como una tradición. Cada mayo se celebra un concurso para ver quién lo decora mejor, abriendo las puertas a miles de curiosos. En 2012 se declaró Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la Unesco. Y por primera vez en décadas, en 2020 permanecieron cerrados: la pandemia de coronavirus permitió el engalanamiento, pero no las miradas externas. Para retomar esos momentos "mágicos" de "belleza y color", la empresa Átomo Games ha editado el juego Patios, que lleva este festejo a las casas.

    Ver esta publicación en Instagram

    Una publicación compartida por Átomo Games (@gamesatomo) el

    "Teníamos que sacarlo, porque es muy divertido y tocaba hacerlo este año, fuera de lo turístico", señala Jorge Rodríguez a Sputnik, unos de los tres socios que sacó Átomo Games en 2017 (los tros dos socios son Raúl López y Juan Carlos Ruiz). "Somos todos cuarentones que nos gustaba jugar. De jugones pasamos a padres y montamos la compañía para sacar lo que nos gustaba", comenta antes de explicar que Patios inició su desarrollo en marzo de 2019.

    "Jesús Torres, el ilustrador, nos presentó el proyecto. Era también cordobés y nos encantó. También localizamos a Javier Inkgolem, el ilustrador, y nos pusimos a hacer el testeo", rememora.

    Una de las ideas era que estuviera listo en mayo, para coincidir con la agenda oficial de Los Patios de Córdoba. Pero la cancelación de las fiestas, unido al cierre de las tiendas e incluso a la falta de material para fabricarlo obligaron a demorar el estreno. El 4 de septiembre saldrá al mercado, con licencias ya en inglés, alemán o chino para poder comercializarlo en otros países.

    "Cae en un momento en que, aunque el sector lleva tiempo creciendo, pasamos más horas en casa y en familia. Era una ocasión mejor que nunca para jugar", esgrime Rodríguez.

    Hecho íntegramente por cordobeses, Patios se lanza como un juego "con alma". "Es de 2 a 5 jugadores, a partir de diez años. El objetivo es atraer al público y que valore el mejor patio, como en las fiestas. Y para eso hay varias cosas a tener en cuenta. La fundamental, el agua, para que no se sequen las plantas. También la armonía de las flores o personajes como un guitarrista o una bailaora, así como el toldo, para ahorrarles el sol", enumera el fundador de Átomo Games, que cuenta con otros 20 juegos en catálogo.

    Cada jugada ronda los 30 o 40 minutos y es "perfecto" para jugar en familia. "Se simula que hay un festival de Patios de Córdoba y gana aquel que haga el patio más hermoso", describía Jesús Torres, el autor, a la agencia Efe, "se genera a partir de un pozo de agua y al que se le van añadiendo flores y plantas en los balcones y se van ganando macetas con distinta puntuación". "En las cartas van apareciendo distintos personajes típicos del patio, como el jardinero que cuida las flores. También se dará la posibilidad de añadir elementos para regar, como las cañas, y otros para dar sombra", indicaba.

    Según Jorge Rodríguez, el juego pretende trasladar una tradición y acercar "la idiosincrasia cordobesa" a las mesas de cualquiera. "Estamos viendo muy buena aceptación, incluso fuera de la ciudad andaluza", arguye, "porque transmite su belleza, la hermosura de preparar la casa para enseñarla". Y recoge la historia centenaria de una población plagada de monumentos célebres y con un modo de vida marcado tanto por ese patrimonio como por el calor. 

    Etiquetas:
    tradiciones, pandemia de coronavirus, España, Córdoba, Lista del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Unesco, juego de mesa
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook