En directo
    España
    URL corto
    España concreta el plan para iniciar la desescalada gradual del confinamiento (206)
    0 02
    Síguenos en

    MADRID (Sputnik) — España experimentó un leve repunte en la cifra de nuevas muertes y contagios por COVID-19, con 56 fallecidos y 446 nuevos casos registrados en la última jornada.

    Según el último balance del Ministerio de Sanidad, desde el comienzo de la pandemia 28.628 personas fallecieron por la enfermedad en España, que acumula un total de 234.824 casos positivos por coronavirus.

    ​Pese a notificar 56 nuevos fallecidos, el balance acumulado de decesos aumenta en casi 700 respecto a las cifras del día anterior, algo que según las autoridades sanitarias se debe a que Cataluña notificó casos previos que estaban pendientes de recibir una fecha de diagnóstico.

    "Cataluña está teniendo que revisar la información porque sus datos presentan algunas incongruencias", explicó en una rueda de prensa Fernando Simón, director del centro de alertas y emergencias del Ministerio de Sanidad.

    Se trata del segundo día en que Cataluña registra problemas para notificar sus datos, algo que empieza a crear inquietud en las autoridades centrales.

    "Lo de ayer [el 21 de mayo] pensamos que era puntual, pero hoy nos ha preocupado", señaló Simón, que manifestó su deseo de que estas dificultades sean resueltas en los próximos días para poder tener cada día una fotografía detallada del avance de la enfermedad.

    Si no se tienen en cuenta los casos extra notificados por Cataluña, el numero diario de fallecidos reportado este 22 de mayo se situó por debajo del centenar por sexta jornada consecutiva

    Asimismo, el incremento diario de nuevos contagios detectados continúa en un 0,19%, porcentaje que se encuentra muy lejos de los crecimientos del 35% que se registraban a mediados de marzo.

    Simón subrayó que la evolución de la enfermedad está bajando a un ritmo de más del 50% en los periodos de referencia de 14 días, el tiempo estimado de incubación del virus.

    En concreto, detalló que del 10 al 23 de abril la incidencia por 100.000 habitantes en el conjunto del país era de 102 casos, mientras que en el siguiente periodo fue de 40 y en el último de 15.

    "Seguimos teniendo una situación muy controlada", concluyó Simón.

    España se encuentra inmersa en un proceso de desescalada de las medidas restrictivas por la pandemia que el Gobierno activó el pasado 14 de marzo, dentro de la declaración de estado de alarma en el país.

    En ese marco de desescalada, el Gobierno autorizó este 22 de mayo el paso de permitir el paso a la Fase 1 del desconfinamiento para Madrid, Barcelona y las principales ciudades de Castilla-La Mancha, las únicas que faltaban por entrar en esa etapa.

    Esto implica que la totalidad del país ya disfruta de los alivios previstos en la Fase 1, en la que se permiten reuniones sociales de hasta 10 personas y se relajan las restricciones a la actividad comercial.

    Asimismo, el Gobierno autorizó este 22 de mayo a casi la mitad del país para entrar en la Fase 2, en la que se amplía la cantidad de las personas que pueden participar en esas reuniones, se aumenta todavía más el aforo permitido en los establecimientos comerciales e incluso se reanuda la actividad educativa de forma voluntaria en infantil y algunos cursos de secundaria.

    Todo esto dibuja un mapa con una España a dos velocidades en la que el 53% de la población está en Fase 1 y el 47% en Fase 2. 

    Tema:
    España concreta el plan para iniciar la desescalada gradual del confinamiento (206)
    Etiquetas:
    COVID-19, pandemia de coronavirus, coronavirus en España, coronavirus, España
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook