En directo
    España
    URL corto
    0 13
    Síguenos en

    MADRID (Sputnik) — El presidente de la Generalitat de Cataluña, Quim Torra, afirmó que "no aceptará" una sentencia condenatoria del Tribunal Supremo de España contra los 12 líderes independentistas enjuiciados por la organización del referéndum de autodeterminación del 1 de octubre de 2017.

    "Si se condena a nuestros compañeros no aceptaremos esta sentencia y actuaremos en consecuencia", dijo Quim Torra en un desayuno informativo ofrecido este 5 de septiembre en Madrid.

    Está previsto que el Tribunal Supremo emita, en la primera quincena de octubre, la sentencia del caso del procés, en el que doce políticos y líderes sociales catalanes se enfrentan a penas que van de 8 a 25 años de prisión por su participación en el proceso que llevó al citado referéndum, celebrado de forma unilateral e ignorando la prohibición explícita del Tribunal Constitucional de España.

    A lo largo de su discurso, Torra insistió en que la inminencia de la sentencia obliga a los sectores independentistas a "no quedarse de brazos cruzados" y organizarse para ofrecer una "respuesta de país" con la que pretenden "retomar la iniciativa" y "volver a poner el objetivo de la independencia en el centro de la acción política".

    "Si la sentencia no es absolutoria, nos llegará una nueva etapa para tomar la iniciativa y avanzar en firme hasta alcanzar la independencia", insistió.

    Torra no ofreció detalles sobre cómo será la respuesta del independentismo catalán a una sentencia de condenatoria, pero subrayó que ese escenario no será aceptado "ni por el pueblo de Cataluña" ni por sus instituciones, lo que tendrá "consecuencias".

    El líder independentista insistió en que, sea cual sea la estrategia de acción del independentismo, esta siempre buscará una "confrontación democrática" basada en la "no violencia" y sin perder de vista "el objetivo de la independencia".

    Nuevo referéndum

    Preguntado por la posibilidad de que la formulación de esa respuesta sea mediante una nueva consulta unilateral, el presidente catalán afirmó que por el momento "las herramientas no están decididas", aunque no descartó ningún escenario.

    "Todos los derechos que nos sean negados los volveremos a ejercer", aseveró antes de concluir que el independentismo "va a jugar activamente, porque el peso de la represión ha sido duro". 

    Diada como primera respuesta

    Torra propuso que las movilizaciones del próximo 11 de septiembre con motivo de la Diada (la fiesta nacional catalana) sean la "primera respuesta" a la sentencia a los líderes independentistas catalanes conocido como el 'procés'.

    "El pueblo de Cataluña sabe de la importancia del momento que vivimos y la primera respuesta a la sentencia pasa por una gran movilización en la Diada", dijo Torra en un desayuno informativo celebrado en Madrid.

    En las vísperas de la emisión de la sentencia por el caso de procés, Cataluña se enfrenta a dos acontecimientos de gran importancia política: las movilizaciones de la Diada (que cada año sacan a la calle a cientos de miles de personas a favor de la independencia) y el juicio a Quim Torra, acusado de un delito de desobediencia por negarse a retirar simbología soberanista de edificios públicos en periodo electoral.

    Torra afirmó que "la inminencia de la sentencia hace prever que el Estado sigue apostando por la confrontación", por lo que llamó al independentismo a "retomar la iniciativa" y ofrecer una respuesta con movilizaciones masivas incluso antes de que ésta se produzca.

    Las palabras de Torra se alinean con los de la iniciativa Tsunami Democrático, presentada hace unos días por sectores de la sociedad civil catalana que llaman a la población a reactivar un nuevo ciclo de movilizaciones ante los acontecimientos de las próximas semanas.

    Etiquetas:
    independentistas, Quim Torra, Cataluña, España
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook