Widgets Magazine
19:25 GMT +322 Septiembre 2019
En directo
    Logo del grupo separatista vasco ETA

    535 años de cárcel para dos miembros de ETA por un atentado en Madrid

    © REUTERS / Pablo Sanchez
    España
    URL corto
    0 11
    Síguenos en

    MADRID (Sputnik) — La Audiencia Nacional de España condenó a 535 años de cárcel a dos miembros de la organización terrorista ETA como autores de un atentado con furgoneta-bomba que causó heridas a 16 policías, 32 civiles y un bombero en mayo de 2005 en Madrid.

    "Los magistrados de la Audiencia Nacional les condenan por 45 delitos de asesinato terrorista intentado, 14 de ellos en su modalidad agravada, y un delito de estragos terroristas en concurso con otro de tenencia de explosivos", explicó el tribunal mediante una nota informativa.

    La resolución señala que los dos acusados —Liher Arechavaleta y Alaitz Aramendi— dejaron estacionado en una calle de Madrid un coche robado con alrededor de 20 kilos de material explosivo en su maletero.

    De acuerdo con la sentencia, los acusados tenían el objetivo de "causar el mayor daño posible, aceptando ocasionar la muerte o lesiones a las personas que se encontrasen en el lugar de los hechos".

    La explosión del vehículo tuvo lugar a las 9:30 (hora local) del 25 de mayo de 2005, 45 minutos después de que una persona no identificada que hablaba en nombre de ETA diese aviso del atentado al diario vasco Gara.

    Esta llamada anónima detalló que una furgoneta Renault Express iba a explosionar a las 9:30 en la calle Rufino González, donde finalmente tuvo lugar el atentado.

    Según destacó la Audiencia Nacional, esa llamada no facilitó ni el número de la calle ni la placa de matrícula del vehículo y a esa hora "ya había mucha gente en la calle".

    La sentencia considera que la actuación de los acusados se produjo en un momento en el que era "previsible" la producción de lesiones e incluso muertes ya que se trataba de una calle concurrida y el tiempo transcurrido desde el aviso hasta la explosión fue "escaso".

    La principal prueba contra las dos personas acusadas se deriva del análisis de restos de ADN de Liher Arechavaleta encontrados en un vehículo también de marca Renault que fue sometido a un intento de robo en la misma localidad y misma franja horaria que la furgoneta usada en el atentado.

    Según la sentencia, esa prueba permite llegar a la conclusión de que "sus autores fueron las mismas personas" ya que "no es concebible que varios integrantes de la organización terrorista ETA intentarán sustraer los referidos vehículos en las mismas circunstancias de tiempo y lugar sin que exista una estrecha conexión entre los mismos".

    Los dos acusados ya contaban entre sus antecedentes con condenas por delitos de terrorismo.

    Alaitz Aramendi se integró en ETA en 2004 y fue detenida en Francia en 2007, siendo condenada a 18 años de prisión en marzo de 2013.

    Por su parte, Liher Arechavaleta fue condenado en París en 2011 por formar parte del aparato de falisficación de ETA, a la que perteneció desde 2005 hasta su detención en 2007.

    Además:

    Mediadores: el desarme de ETA será total y verificable
    "El desarme de la ETA es un acto de soberanía popular"
    Detenida en Francia la última cúpula de ETA
    Etiquetas:
    ETA, País Vasco, España
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik