En directo
    Espacio
    URL corto
    1392
    Síguenos en

    Un equipo de astrofísicos de la Universidad de Harvard ha descubierto una nube de gas de 9.000 años luz de longitud, la más grande jamás observada en la Vía Láctea.

    La estructura, bautizada como Onda Radcliffe por los investigadores estadounidenses, se pudo observar gracias a un nuevo mapa tridimensional de nuestra galaxia elaborado en base a los datos de la sonda espacial Gaia, de la Agencia Espacial Europea.

    La nube gaseosa con forma de ola se mueve arriba y abajo y acoge una gran cantidad de las llamadas guarderías estelares: grandes masas de gas que colapsan para formar estrellas y que, se pensaba, eran parte del Cinturón de Gould, descubierto en el siglo XIX.

    "Ha estado frente a nuestros ojos todo el tiempo, pero hasta ahora no podíamos verlo", expresó la encargada del estudio, la profesora Alyssa Goodman.

    La científica agregó que la nube se ubica a tan solo 500 años luz de nuestra estrella en su punto más cercano.

    Un campo magnético de la galaxia NGC 4631
    © Foto : Imagen combinada por Jayanne English de la Universidad de Manitoba, con datos de radio NRAO VLA de Silvia Carolina Mora-Partiarroyo y Marita Krause del Instituto Max-Planck de Radioastronomía : NGC 4631
    La investigadora señaló que "ningún astrónomo lo esperaba". Sus colegas y ella "quedaron sorprendidos" al darse cuenta de "lo larga y recta" que es la onda vista desde arriba, en 3D, y lo sinusoidal que es cuando se ve desde la Tierra.

    "Esto nos obliga a repensar nuestra comprensión de la estructura tridimensional de la Vía Láctea", admitió Goodman.

    Los astrofísicos están convencidos de que el mapa que elaboraron muestra nuestra galaxia desde una nueva perspectiva y que podría allanar el camino para otros descubrimientos importantes.

    Etiquetas:
    sistema solar
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook