En directo
    Espacio
    URL corto
    1112
    Síguenos en

    El Telescopio Espacial Hubble ha hecho una impresionante nueva foto que muestra lo que podría parecer una medusa cósmica flotando en el espacio. Pero en realidad este objeto conocido como NGC 2022 no es una criatura viva.

    En la foto se puede apreciar lo que sucede cuando una estrella vieja, de tamaño similar al del Sol, envejece y se desprende de las capas de gas.

    El NGC 2022 es una estrella gigante roja. Esa es la siguiente etapa de la evolución después de que una estrella similar al Sol termina de convertir el hidrógeno en helio en su núcleo usando fusión nuclear, según explica el portal Space.com.

    Con el tiempo, las estrellas de este tipo se quedan sin hidrógeno en el núcleo. La gravedad aprieta la estrella y hace que las temperaturas suban durante la contracción. Una vez que la temperatura se eleva lo suficiente, es posible que el helio se fusione con el carbono, y eso hace que la estrella se expanda a un radio mucho mayor que antes. Esta estrella recién expandida, llamada gigante roja, luego se desprende de sus capas externas de gas.

    El núcleo de la estrella es visible en el centro de la imagen. Su radiación ilumina las nubes de gas de colores rosa y púrpura.

    El Sol tiene unos 4.500 millones de años y ha recorrido aproximadamente la mitad de su camino hacia la  fase de combustión de hidrógeno en helio. Cuando llegue su fase de gigante roja, se estima que el sol absorberá una gran parte del sistema solar interno, posiblemente incluyendo a la Tierra. De cualquier manera, no se estima que la vida sobreviva en nuestro planeta, pero afortunadamente, eso no sucederá hasta dentro de unos 4.500 millones de años.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook