Widgets Magazine
En directo
    La Luna y su reflejo en agua

    China y su ambicioso plan respecto a la Luna

    © Foto: Pixabay
    Espacio
    URL corto
    2362

    Los especialistas chinos empezaron a realizar un ambicioso programa lunar, cuyo principal objetivo es crear estaciones habitables en el satélite terrestre, opina el científico ruso Vladislav Shevchenko.

    La nave espacial china Chang'e-4 aterrizó el 3 de enero en la cara oculta de la Luna. Allí la sonda realizó el primer experimento biológico de la historia de la humanidad: el brote de algodón que esta llevó a bordo se convirtió en la primera planta en nacer en la cara oculta de la Luna.

    Posteriormente, el brote murió tras la llegada de la noche lunar, durante la cual las temperaturas suelen bajar hasta los —170ºC. A pesar de esta desgracia, el diseñador del experimento, Xie Gengxin, explicó que algunos resultados excedieron las expectativas de los científicos chinos.

    El jefe del departamento de estudios de la Luna y de planetas del Instituto Astronómico Sternberg de la Universidad Estatal de Moscú, Vladislav Shevchenko, considera que los investigadores chinos sacaron adelante un experimento muy complicado con grandes perspectivas de futuro.

    Más: La llegada al lado oscuro de la Luna ayudará a China a investigar otras galaxias

    Según Shevchenko, este experimento perseguía el objetivo de crear una atmósfera más o menos utilizable en la superficie lunar.

    "El bloque que viajó a la Luna cuenta con luz artificial, que debe asegurar la fotosíntesis, y una cámara con ayuda de la cual los operadores en la Tierra son capaces de observar y controlar constantemente", explicó el científico a Sputnik. 

    Shevchenko recalcó que, si el ecosistema que China busca crear en el satélite llega a funcionar, los tripulantes no necesitarán suministrar en la Luna el agua, el aire y algunos otros componentes clave de la atmósfera de la Tierra.

    "Todo se producirá en el lugar", aseguró.

    El gigante asiático lanzará a finales del 2019 la sonda espacial Chang'e-5 para traer muestras del suelo lunar a la Tierra, declaró un alto funcionario de la Administración Espacial Nacional de China (CNSA, por sus siglas del ingles).

    Según la agencia Xinhua, los expertos todavía discuten acerca de la viabilidad de los proyectos posteriores, pero ya ha sido confirmado que habrá al menos tres misiones después de Chang'e-5.

    También: China lanza con éxito su primer satélite del proyecto Hongyun (vídeo) 

    "Esperamos que el Chang'e-8 [la última de las misiones planeadas] ayude a probar algunas tecnologías y lleve a cabo una exploración para la construcción de una base lunar que será compartida por múltiples naciones", afirmó el jefe adjunto de la CNSA, Wu Yanhua.

    Etiquetas:
    espacio, Luna, China
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik