14:32 GMT +324 Septiembre 2018
En directo
    Un hombre mirando el universo

    ¿El Sistema Solar tiene un competidor en el Universo?

    CC0 / Pixabay
    Espacio
    URL corto
    2123

    Los planetas que giran alrededor de la estrella TRAPPIST-1 han llamado la atención del mundo científico por ser muy semejantes a la Tierra. Estos cuerpos celestes tienen una atmosfera densa y grandes reservas de agua.

    Pese a la fuerte radiación que emite la enana roja, los astrónomos califican a los planetas de ser los más aptos para la vida.

    La estrella TRAPPIST-1 de la constelación de Acuario está situada a solo 39 años luz de la Tierra. A diferencia del Sol, la estrella es muy pequeña y fría. Fue en 2016 cuando los científicos descubrieron los tres primeros planetas que giraban alrededor de ella.

    Un año más tarde, se detectaron cuatro planetas más. Todos los objetos espaciales descubiertos tienen el mismo tamaño que la Tierra, pero están situados de forma mucho más compacta, ya que el sistema planetario TRAPPIST-1 es bastante pequeño.

    Más aquí: La NASA sube el telón sobre seis exoplanetas descubiertos (foto)

    TRAPPIST-1 es una estrella de muy poco brillo, y por lo tanto es difícil de detectar. Normalmente las enanas rojas son estrellas jóvenes, pero la estrella en cuestión no lo es, ya que tiene 7.600 millones de años como mínimo.

    La estrella emite una gran cantidad de radiación, por lo tanto los planetas deben tener una atmosfera fuerte para poder albergar vida.

    La atmosfera de los planetas contiene mucho hidrógeno, aunque la radiación podría quitarla. Todos los cuerpos celestes son rocosos, pero tienen dos tercios de agua. A modo de comparación, los océanos de la Tierra representan tan solo el 0,02% de la masa del planeta.

    Los científicos opinan que la abundancia del agua se debe al hecho de que los planetas se formaron lejos de su estrella y más tarde se desplazaron hacia ella. Según otra hipótesis, fueron cometas los que llevaron el agua a los planetas.

    También te puede interesar: ¿Hay alguien ahí? La razón por la que los extraterrestres aún no han visitado la Tierra

    Al mismo tiempo, los tres planetas más cercanos a TRAPPIST-1 son demasiado calientes para conservar agua, y el más lejano, demasiado frío. Por lo tanto, los tres planetas 'centrales' representan el mayor interés para los investigadores.

    El TRAPPIST-1e es un planeta totalmente rocoso, pero es demasiado seco y se parece a Mercurio. El planeta TRAPPIST-1f, a su vez, parece tener una atmosfera semejante a la de la Tierra. No obstante, los astrónomos no descartan que los planetas más cercanos a la estrella generen magma.

    Los científicos también esperan hallar el octavo planeta del sistema TRAPPIST-1 y ya están calculando su posible trayectoria. Los astrónomos tienen grandes esperanzas de que el nuevo telescopio espacial James Webb pueda arrojar luz sobre los exoplanetas del sistema.

    Sobre el tema: El nuevo telescopio de la NASA, ¿capaz de hallar vida extraterrestre finalmente?

    La estrella TRAPPIST-1 lleva el nombre del telescopio belga, situado en un observatorio chileno, que se utilizó para descubrir la estrella. El cuerpo celeste fue estudiado por un equipo formado por investigadores de diferentes países, incluida Rusia. El sistema alberga la mayor cantidad de planetas descubiertos potencialmente habitables.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    estrellas, exoplaneta, astronomía, Trappist-1, Universo