Widgets Magazine
En directo
    Сosmódromo flotante Sea Launch

    Nueva era espacial: Rusia concreta sus planes para el cosmódromo marítimo Sea Launch

    CC BY 2.0 / Daniel Ramirez / Sea Launch Rocket Launcher seen from Aloha Tower
    Espacio
    URL corto
    2130

    El litigio acerca de la plataforma de lanzamiento marítima Sea Launch entre la compañía rusa 'Energia' y la estadounidense Boeing ha llegado finalmente a buen puerto: las dos partes alcanzaron una serie de acuerdos para terminar con su disputa. De este modo, se abren paso futuros proyectos conjuntos.

    El punto clave del convenio ha sido la reestructuración de la deuda acumulada por la empresa Sea Launch—unos 330 millones de dólares—, comentó a Sputnik el director general de 'Energia', Vladímir Sólntsev. 

    A pesar de los obstáculos y adversidades, las partes dieron un paso esencial para proceder al diseño y realización de nuevos proyectos. 

    Proyectos con Boeing

    "Los detalles del convenio están clasificados, pero lo importante ha sido retornar del callejón sin salida. Ahora pueden debatirse los proyectos conjuntos [con Boeing]: desde los vuelos a la Estación Espacial Internacional (EEI) hasta la exploración del espacio exterior", comentó Sólntsev.

    Entre los proyectos mencionados sobresalen los vuelos de los astronautas de la NASA a bordo de las naves espaciales Soyuz —acordado con Roscosmos—, el desarrollo de paneles solares más eficaces, la cooperación de las dos empresas en la creación del mecanismo de acoplamiento universal y, en un futuro próximo, la labor conjunta en la creación de una infraestructura lunar.

    Más aquí: Rusia firma un contrato con Boeing para llevar turistas al espacio

    El gerente añadió que 'Energia' y Boeing lideran los programas espaciales tripulados en sus respectivos países y gestionan los módulos ruso y estadounidense de la EEI, de manera que ya mantienen contactos muy estrechos.

    El futuro de Sea Launch

    El fin de la disputa sobre el cosmódromo flotante Sea Launch le abrió también la posibilidad a 'Energia' de pactar proyectos concretos con el nuevo propietario de la plataforma marítima, la aerolínea rusa S7.

    Dado el precario estado de la empresa ucraniana Yuzhmash, creadora del cohete Zenit, lanzado desde Sea Launch, el cosmódromo marítimo carece actualmente de su 'propio' cohete portador.

    Yuzhmash admitió recientemente su incapacidad de reiniciar su producción por falta de recursos financieros.

    Lea también: El vice primer ministro ruso llama a los ingenieros aeronáuticos de Ucrania a mudarse a Rusia

    En este sentido, Sólntsev reiteró la disposición de 'Energia' de crear un nuevo cohete y ofreció los detalles de su visión.

    "Proponemos crear un nuevo cohete portador de clase media, adaptado para el lanzamiento de todos los cosmódromos utilizados por Rusia: Baikonur, Vostochni y Sea Launch", precisó.

    Se trata del proyecto del cohete ruso-kazajo Sunkar, cuya finalización estaba anteriormente prevista para el año 2024. De recibir el apoyo financiero por parte del nuevo propietario, "será posible acelerar las obras y crear un nuevo cohete en 4 o 5 años", afirmó el gerente.

    El objetivo principal del nuevo cohete será, claramente, sustituir el Zenit ucraniano, pero también crearle competencia al cohete de clase media Falcon 9 de la empresa estadounidense SpaceX, precisó Sólntsev.

    Lea más: El creador de los motores RD-180 comenta las ambiciones de Elon Musk

    S7 pactó con 'Energia' un acuerdo sobre el restablecimiento del estatus activo de Space Launch. La empresa espacial rusa se encargará de la ingeniería y organización técnica, mientras que la aerolínea asumirá el papel de operador de los lanzamientos.

    Además:

    EEUU y Rusia pueden enorgullecerse de su cooperación espacial
    Compañía aérea rusa compra el cosmódromo flotante Sea Launch
    Rusia quiere resucitar el cosmódromo marítimo Sea Launch con un nuevo cohete
    Etiquetas:
    Sea Launch, RSC Energia, Boeing
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik