Widgets Magazine
En directo
    Un modelo de Lapotok en tres dimensiones (captura de pantalla)

    El avión espacial que se quedó finalmente en tierra: la historia del 'Zapatillo' soviético (vídeo)

    © YouTube/ Canal de Youtube de Roscosmos
    Espacio
    URL corto
    0 370

    Hace seis décadas, en febrero de 1957, el constructor de aviones Pável Tsybin recibió el encargo de desarrollar una nave espacial tripulada. Antes del primer vuelo espacial encabezado por humanos, Tsybin, entonces jefe de la Oficina de Diseños Experimentales 256 que se ocupaba del desarrollo aeronáutico, se hizo cargo de la misión.

    Serguéi Koroliov, un ingeniero y diseñador de cohetes idolatrado en la Unión Soviética —y un opositor a la noción de descenso en paracaídas—, llamó a este proyecto 'Lapotok' (diminutivo de la palabra rusa 'lápot', un tipo de calzado empleado por los campesinos).

    La aeronave debía ser conducida a una altura de 300 kilómetros con la ayuda del cohete portador Vostok. Después de un vuelo orbital, el aparato debía regresar a la Tierra, planeando en las capas densas de la atmósfera. Durante el descenso, en una zona de intenso calor, el aparato utilizaría la fuerza de sustentación proporcionada gracias a la original forma del fuselaje.

    Después del inicio de los trabajos en el Instituto Central de Aerohidrodinámica (TsAGI, por sus siglas en ruso), salieron a la luz varios problemas mucho más graves de los previstos inicialmente. En particular, se hizo evidente que la carga en el escudo térmico era superior a la que se había pronosticado, por lo que hacía falta cambiar el material del escudo por otro. Para esto se requería un estudio más detallado del proyecto.

    La nueva nave para turismo espacial
    © REUTERS / Lucy Nicholson
    Al conocer estos resultados, los diseñadores de cohetes perdieron interés en la idea de una nave espacial planeadora. Para la primera nave espacial de Koroliov fue elegido el tradicional esquema con un módulo de descenso balístico con paracaídas: más simple, fiable y menos costoso que el ambicioso proyecto experimental.

    Con el paso del tiempo y el desarrollo de la industria de materiales, la predicción de Koroliov y Tsybin cobró vida en las innovadoras aeronaves Space Shuttle (EEUU) y Burán (URSS), aunque incluso en la época moderna muchos de los problemas de diseño no han sido solventados.

    La nave espacial Burán con el cohete-portador (archivo)
    © Sputnik / Aleksandr Mokletsov
    La nave espacial Burán con el cohete-portador (archivo)

    El 'sucesor' más reciente de 'Lapotok' —al menos en cuanto a diseño básico— es la nave espacial de Virgin Galactic, un transbordador suborbital turístico desarrollado por la empresa del conocido millonario Richard Branson, fundador de Virgin Group.

    Lea más: Virgin Galactic presenta nave espacial suborbital para turistas

    Además:

    Latinoamérica en la consquista espacial
    El sistema espacial Liana, a la defensa de Rusia
    Cocina en el espacio: ¿qué se come en la Estación Espacial Internacional?
    Etiquetas:
    URSS, nave espacial, diseño, proyecto, espacio, Pável Tsybin, Serguéi Koroliov
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik