En directo
    Entrevistas
    URL corto
    0 793
    Síguenos en

    Siempre es más fácil "hablar sobre los problemas excepcionales de otro país, que abordar los suyos propios", este ha sido el mensaje lanzado a Sputnik por el encargado de negocios de Venezuela en Atenas, Freddy Fernández Torres.

    Además, el diplomático abordó la situación actual que atraviesa el país caribeño y la guerra que EEUU libra contra esta nación.

    En conversación con la agencia Sputnik, el diplomático calificó de "una broma de mal gusto" la participación de Juan Guaidó en el Foro Democrático de Atenas El nuevo anormal: reimaginando la democracia que se celebró en línea entre el 30 de septiembre y el 2 de octubre de 2020 en cooperación con The New York Times y el municipio de Atenas.

    "En Estados Unidos, el coronavirus ha matado a 200.000 personas, en Brasil se ha registrado un número incontable de víctimas, la misma situación se observa en Colombia. Pero el problema es Venezuela, con 660 muertes. Están sucediendo cosas extrañas", señaló con sarcasmo Fernández en su conversación con la periodista de Sputnik Ioanna Kleftogianni.

    —Hace unos días, las autoridades estadounidenses impusieron nuevas sanciones contra Venezuela e Irán. Me pregunto si aún les queda algún otro as bajo la manga para ampliar sus restricciones. ¿No se agotaron aún las fuerzas estadounidenses? ¿O fue solo una jugada puramente simbólica que se realizó de cara a las elecciones?

    No. Quieren bloquear por completo todas las actividades comerciales y de negocio que se puedan llevar a cabo con Venezuela para que las personas que intentan hacer negocios con nuestro país se enfrenten a un montón de problemas. Y no importa de qué país proviene la empresa, EEUU impone barreras para todos. Son los mercados de alimentos y de drogas los que sufren más. Tenemos muchos problemas con la comida y la medicina y el silencio de la comunidad internacional frente a los actos criminales realizados por parte de Estados Unidos suscita preguntas.

    — Pero la comunidad internacional, al menos 60 países, la mayoría de ellos Estados europeos, han reconocido al exjefe de la Asamblea Nacional, Juan Guaidó, como el presidente interino de Venezuela, si bien lo han hecho en pleno desafío al derecho internacional.

    No era la comunidad internacional, eran los países europeos. Pero, ya ve, están tratando de complacer a Donald Trump.

    — ¿Espera usted que, ahora, cuando incluso Donald Trump se ha olvidado de la existencia de Guaidó, las autoridades europeas retiren su reconocimiento?

    No sé si admitirán el error que cometieron. Guaidó desapareció no solo de las noticias internacionales, sino también de Venezuela. Pero no ha desaparecido de Grecia. ¡Eso es raro! ¿Por qué Guaidó es tan importante para Grecia? Y es muy curioso el hecho de que lo sigan presentando como el "presidente de la Asamblea Nacional de Venezuela", lo que también es un error, porque ya no lo es desde que en enero se celebraron las elecciones internas de este organismo.

    — ¿Qué estatus tiene hoy?

    Es solo un parlamentario. Pero no asiste a las sesiones.

    — ¿Cree usted que Trump lo abandonó porque había fallado en el golpe de Estado que debería haber derrocado a Nicolás Maduro? Además, ¿hasta qué punto lo apoya la oposición venezolana? ¿Los partidos opositores le reconocen?

    No, vemos que actualmente se muestran en su contra. En Venezuela estamos preparándonos para las elecciones parlamentarias que se celebrarán el 6 de diciembre, en las que participará la mayor parte de la oposición. (…) Llevamos más de un año trabajando con la oposición. En otras palabras, la razón por la que se celebrarán las elecciones es porque se llegó a un acuerdo con la mayoría de los partidos de oposición en Venezuela. Pero la facción de Guaidó, que, de hecho, no es suya sino de Leopoldo López, intenta boicotearlas. Y es realmente absurdo que Guaidó haya sido invitado por el alcalde de Atenas a hablar en el foro democrático, mientras se opone deliberadamente a la democracia.

    — ¿Existe realmente un acuerdo entre los partidos opositores de que van a participar en las elecciones?

    Sí, más de 114 partidos participarán en los comicios parlamentarios de diciembre. Habrá más de 1.400 candidatos para el Parlamento. Pero no lo leerá en ningún periódico ni lo verá en ningún canal de televisión.

    — ¿Es la decisión de Nicolás Maduro de indultar a unos 110 políticos y activistas de la oposición, incluido Freddy Guerrera y Roberto Marrero, un gesto de "reconciliación nacional", tal y como lo calificó el exministro Jorge Rodríguez? El propio presidente venezolano llamó a un "diálogo profundo sobre la reconciliación" con la oposición. ¿Esto se debe a las elecciones?

    Sí. Creemos que las elecciones son una excelente oportunidad para formar un Parlamento que represente los intereses del pueblo venezolano y no los de Donald Trump.

    — Así que Venezuela ya no es un tema clave en las noticias internacionales porque Guaidó no logró derrocar a Maduro.

    Venezuela siempre se menciona en los medios internacionales. Un ejemplo es un artículo publicado en la prensa griega en donde se afirma que Venezuela tiene un número mucho más alto de infecciones y muertes por COVID-19 de lo que reporta el Gobierno. El artículo cuestiona la credibilidad de la información sobre los 660 casos mortales. Venezuela siempre se menciona en las noticias, especialmente en los medios griegos.

    — Si el candidato del Partido Demócrata, Joe Biden, gana en las elecciones presidenciales, ¿hay alguna posibilidad de que la política exterior de EEUU hacia Venezuela cambie, o continuará la 'línea de Obama' con la imposición de sanciones?

    Van a continuar aplicando su política de represión, como lo han hecho durante 60 años con Cuba.

    — Sin embargo, durante la Administración Obama la situación hacia Cuba era un poco mejor.

    Sí, pero de momento está empeorando. Están haciendo lo mismo con nosotros. No, no espero que EEUU cambie su política exterior hacia Venezuela.

    — ¿Puede confirmar la paradójica situación de la que me han informado los embajadores de algunos países europeos: si bien sus Gobiernos no reconocen al de Maduro, apelan a él para solucionar todos los asuntos relacionados con el comercio y la vida cotidiana? ¿Cuál es la situación con Grecia?

    Es absurdo actuar a su antojo (…). Puede que no les guste el presidente de un país latinoamericano, pero no pueden afirmar que no es el mandatario de su país. ¡Porque lo es! Esto está sucediendo actualmente. Pero como usted mencionó, la única manera de resolver cualquier problema práctico o jurídico es a través del Gobierno venezolano encabezado por Nicolás Maduro. En ello hay una contradicción.

    — Por medio de esta contradicción ellos indirectamente admiten la legitimidad de Nicolás Maduro. O dicho de otro modo, ¿están contradiciendo los mandatarios europeos su propia decisión sobre el reconocimiento de Guaidó?

    Hoy en día se realizan vuelos humanitarios desde Venezuela a Europa y viceversa. Entablar esta comunicación aérea ha sido posible gracias a la coordinación completa entre nuestro Gobierno y los países europeos, sobre todo España, que no reconoce al Gobierno de Maduro.

    — ¿Tiene Guaidó un embajador en Grecia? ¿Quién es efectivamente el embajador plenipotenciario?

    Guaidó solo tiene a un enviado especial. Formalmente se le llama embajador, pero no creo que exista tal cargo en Grecia.

    — Si usted tuviese oportunidad de hablar con el primer ministro de Grecia, Kyriakos Mitsotakis, ¿qué le diría?

    Le diría al Gobierno griego que las relaciones entre nuestros países pueden ser mejores, nuestros pueblos siempre han sido muy cercanos, pero esto no se refleja en la práctica, en las relaciones comerciales... Eso está mal y esto sucede en un momento en el que Venezuela es casi un tema diario en la opinión pública de Grecia. Pues siempre se puede hablar sobre los problemas excepcionales de otro país, en vez de abordar los suyos propios. Todo el mundo discute sobre Venezuela y no dice nada de lo que pasa en su propia casa.

    En Colombia, por ejemplo, hablan de Venezuela todos los días y simultáneamente en este país matan a 250 exguerrilleros. Nadie comenta eso. Sucede una verdadera masacre y nadie habla de ella. Lo mismo puede decirse sobre Yemen, donde se está librando una guerra brutal. Sin embargo, el problema es Venezuela. Y este problema consiste realmente en el hecho de que Venezuela tiene demasiado petróleo.

    — ¿Ganará el Partido Socialista Unido de Venezuela en las elecciones de diciembre, a pesar de la crisis y la pandemia?

    Sí. Actualmente el 40% de la población planea votar a favor del partido gobernante, según varios pronósticos. El Partido Socialista Unido sigue en el primer lugar.

    — ¿De este porcentaje se puede inferir que la propaganda de Guaidó no ha convencido a la mayoría?

    No. Ya es lo suficientemente difícil amarle por lo que ha hecho y por lo que ha dicho. Para la mayoría de los venezolanos, Guaidó es un títere en manos de la Administración Trump. Es algo obvio para la mayoría de los venezolanos.

    — ¿Cómo lucha el país contra el COVID-19 bajo la presión y tantas sanciones, incluso en la importación de equipos médicos?

    El país trata de utilizar todas las iniciativas, literalmente moviéndose de casa a casa, con visitas de médicos. Tenemos todo muy bien organizado.

    — La inflación en Venezuela ha alcanzado límites inimaginables. ¿Podrá el país recuperarse alguna vez? ¿Ha considerado el Gobierno un Plan B o quizás un Plan C para superar la crisis? Todos reconocen que esto no puede continuar así durante mucho tiempo.

    Lo primero en lo que estamos trabajando es en reconstruir nuestra industria petrolera. En este asunto, estamos trabajando con Irán, que nos ha apoyado de manera considerable. También estamos cooperando activamente con la industria petrolera rusa. Tenemos firmados unos acuerdos con los iraníes para el suministro de productos químicos, tan necesarios para nuestras empresas.

    — ¿Podría la economía venezolana recuperarse, apoyándose en una fuerte industria petrolera, exportando sus productos?

    No. Necesitamos el potencial que [la industria petrolera] nos puede proporcionar para que nos sirva de base, pero también estamos trabajando para hacer que nuestra economía sea más flexible.

    — ¿Puede citar un ejemplo?

    Actualmente Venezuela produce muchos alimentos. Esto no era así hace cinco años. Hace 25 años, en el país hubo un ministro que afirmaba que la mejor política en materia de agricultura era la importación. Pues era más barato importar alimentos que producirlos dentro del país. Ahora, sembramos mucha comida. Esto es algo completamente nuevo. Debido al petróleo, en el siglo XX no producimos casi ningún tipo de alimento.

    — ¿Planea el Gobierno flexibilizar su modelo económico?

    Sí, pero manteniendo el control sobre los recursos petroleros. Estamos trabajando en esta dirección con la nueva ministra de Finanzas. Ni se imagina las discusiones que se están llevando a cabo sobre la situación económica en el país.

    — ¿A qué se refiere?

    La economía es el principal tema de la discusión realizada todos los días en el Parlamento y en la prensa nacional. Siempre analizamos nuevas vías. Muchos presentan sus propuestas al Gobierno. Las discutimos. Esta semana esperamos unas propuestas sobre las nuevas sanciones. La gente se olvida de que algunas compañías de Italia, la India, España y Rusia todavía siguen trabajando en Venezuela. Incluso hay empresas estadounidenses que continúan trabajando en el país.

    Mostramos una actitud imparcial, no estamos en la década de 1960 y no tenemos normas estrictas. Pero se libra una guerra contra nosotros por parte de EEUU, que está tratando de cerrar todos los caminos y todos los grifos del país, lo que inevitablemente llegará a estrangularlo. Dicen que planean cortar a Venezuela el acceso al mar Caribe en aras de "la guerra contra las drogas". Colombia produce el 90% de la cocaína del mundo, pero Venezuela es responsable del narcotráfico. Necesitamos encontrar una salida a esta situación y entablar alianzas con otros países.

    — ¿Es cierto que Guaidó pudo haber terminado en prisión por los cargos que se le imputan? ¿Por qué no está allí?

    Tiene inmunidad parlamentaria. En Venezuela está vigente una de las constituciones más democráticas en el mundo. Respetamos las leyes.

    — ¿Puede cambiar algo realmente en su país después de las elecciones de diciembre?

    Sí. Dejarán claro a todos los países del mundo que este pequeño grupo que se ha separado de la oposición, no tiene derecho a llamarse Gobierno legítimo.

    Etiquetas:
    Grecia, Juan Guaidó, Europa, Venezuela
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook