En directo
    Entrevistas
    URL corto
    Por
    0 104
    Síguenos en

    LA HABANA (Sputnik) — A golpe de timba y guaguancó, los cubanos tienen una nueva forma de reclamar el fin del bloqueo económico, comercial y financiero que Estados Unidos impone a Cuba por casi 60 años, esta vez en voz del cantautor Raúl Torres.

    Su más reciente canción "Desbloquéame" denuncia los efectos de esta política de estrangulamiento económico, y en estos días ocupa espacios de transmisión en la radio y televisión local, y en las redes sociales de YouTube.

    "Me siento comprometido con el ser humano en cualquier lugar del universo en el que habite, y después de haber visto lo que he visto, no me queda otra cosa que denunciar con mis canciones lo que le hace daño a nuestra especie", comentó a Sputnik el trovador cubano.

    Para Torres, "Desbloquéame" es el clamor del pueblo cubano que intentó convertir en canción.

    "Tenemos tradición de convertir nuestras penas y alegrías en música, y este tema del que tanto reclamo se ha levantado no sólo en Cuba sino en el mundo entero no iba quedar sin su canción denunciadora", señaló.

    Con una abundante discografía con temas antológicos en el cancionero cubano como "Candil de Nieve", "Se fue", "Regrésamelo todo" y "Fénix de Cristal", entre otras importantes composiciones, Torres ocupa un destacado lugar en la isla desde los años 90, cuando se dio a conocer de la mano del mítico trovador Pablo Milanés.

    También su música ocupó titulares con canciones políticas dedicadas a importantes figuras de la izquierda latinoamericana, entre ellas:

    • "El regreso del amigo", dedicada a la memoria del fallecido presidente de Venezuela, Hugo Chávez (1954-2013);
    • "Cabalgando con Fidel", canción casi convertida en himno después de la muerte del líder cubano Fidel Castro (1926-2016);
    • "Tambores de paz", un tema musical que identificó la campaña de solidaridad mundial a favor del pueblo venezolano.

    Dueños de alegría

    "En todo el planeta se nos conoce a los cubanos como dueños de una alegría continúa y desmedida, esto aun pasando las mayores vicisitudes. Soy compositor e intérprete de temas más intimistas, épicos quizás, pero mi repertorio e inquietudes musicales son más amplias y abarcadoras", expresó a Sputnik el músico isleño.

    El músico dijo que disfruta componiendo lo mismo un rock and roll, que una balada, que una timba o un jazz.

    "En este caso ["Desbloquéame"] es un latin-house con sonoridades muy modernas que están en nuestras juventudes y también con la impronta de nuestra identidad, añadiéndole timba y guaguancó matancero [géneros tradicionales cubanos en la occidental provincia de Matanzas]", explicó.

    Respecto a la función social del arte en tiempos de crisis, Raúl Torres piensa que la música salva.

    "Los músicos cubanos —dijo— amamos nuestro oficio y no nos dejamos caer, aun cuando los tiempos sean de crisis. Lo importante es mantenernos creativos y con ganas de hacer la música, eso nuestro pueblo siempre lo agradece y es entonces que se convierte en un complemento del mismo para sobrellevar estos tiempos de escasez y de injusto bloqueo".

    En el caso de "Desbloquéame", el compositor asegura haber tenido en cuenta que su obra llegue a todas las generaciones aportándole un espíritu atemporal a la canción, pero, insiste, "sobre todo he querido llegar a los más jóvenes".

    Vivir en el monstruo

    Sus más de dos décadas de residencia fuera de Cuba (España, México y Brasil), le permitieron tener una visión más universal y realista del mundo, una perspectiva diferente de la realidad cubana, y en particular de cómo se aborda y manipula el día a día en la isla desde la visión de sus detractores.

    "Viví alrededor de 25 años en diferentes países y constaté de cerca lo que [el héroe nacional cubano José] Martí (1853-1895) nos enseñó: 'Viví en el monstruo y le conozco sus entrañas'. Las cosas malas que vi en el capitalismo no las quisiera para las próximas generaciones de cubanos, las cosas negativas de esa sociedad son brutalmente nocivas para el ser humano", enfatizó Torres.

    En el videoclip de "Desbloquéame" aparecen importantes figuras del deporte, la cultura, la ciencia, el entretenimiento, junto a niños, jóvenes y obreros, en un abanico representativo de la sociedad civil cubana, sobre quienes recae, en representación del pueblo, el principal reclamo a poner fin a las sanciones de la Casa Blanca contra Cuba.

    Unos cubanos con el dinero (imagen referencial)
    © REUTERS / Stringer
    "Esos rostros que salen en el vídeo —asegura Raúl Torres— son la cara de nuestra Revolución, la de Fidel y los barbudos que bajaron de la Sierra Maestra un enero triunfante de 1959, las caras que representan nuestros valores y logros, nuestra solidaridad e internacionalismo, nuestra alegría y cubanía, y aunque nos quieran apretar más la tuerca, como se dice en buen cubano, seguiremos guarachando".

    Desde 2018, Raúl Torres es diputado a la Asamblea Nacional del Poder Popular (parlamento), labor que desempeña además de su carrera musical.

    Según cifras oficiales de la Cancillería cubana, el bloqueo económico, comercial y financiero que EEUU impone a Cuba desde 1962 ha provocado daños a la isla que superan los 138.843 millones de dólares, y tomando en cuenta la depreciación del dólar frente al valor del oro en el mercado internacional, las pérdidas se calculan por más de 922.630 millones de dólares. 

    Etiquetas:
    EEUU, bloqueo, bloqueo económico, cantante, Cuba
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook