En directo
    Entretenimiento
    URL corto
    0 11
    Síguenos en

    La presentadora de televisión Caroline Flack, de 40 años, fue hallada muerta en su casa. La mujer sufría una depresión que desarrolló tras el escándalo por una presunta agresión contra su novio. La judicialización del conflicto, la obligó a renunciar a 'Love Island', un popular 'reality' británico.

    La familia de la celebridad confirmó su muerte. Se informa que Caroline se quitó la vida horas después de que se conociera la fecha del juicio por una presunta agresión a su novio, el extenista profesional Lewis Burton. La mujer iba a ser a juzgada el próximo 4 de marzo.

    El escándalo estalló el 14 de diciembre cuando Flack fue detenida tras una supuesta pelea con Burton, quien la acusó de haberlo golpeado con una lámpara. A pesar de que su novio retiró la declaración, a la representadora se le impidió comunicarse y acercarse a Burton en una audición rápida. También se les prohibió pasar la Navidad juntos. Sin embargo, la pareja mantuvo la relación pese a todo. El extenista había publicado en su cuenta de Instagram una foto de ambos por el Día de San Valentín.

    Por estos problemas judiciales, la presentadora fue obligada a abandonar el show televisivo. Este suicidio es la tercera muerte conectada al programa Love Island, lo que sería la versión británica de La isla de las tentaciones. Otros dos concursantes, Mike Thalassitis y Sophie Gradon, también se quitaron la vida luego de su paso por el reality show.

    La muerte de Caroline Flack conmocionó al Reino Unido. Los internautas pidieron que se cancelara el programa y explicaciones a los productores.

    Caroline era conocida por sus trabajos como actriz en cine y teatro, pero ganó mayor popularidad por ser presentadora de televisión en programas como Factor X o Britain’s Got More Talent. Además, en 2009 mantuvo un romance con el príncipe Harry y fue la novia del cantante Harry Styles.

    Etiquetas:
    Príncipe Harry, suicidio, Reino Unido
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook