En directo
    Economía
    URL corto
    0 06
    Síguenos en

    MADRID (Sputnik) — Más de 300.000 trabajadores autónomos de España tienen previsto cerrar su negocio antes de empezar 2021, según una encuesta realizada por la Federación Nacional de Asociaciones de Trabajadores Autónomos (ATA) sobre el impacto de la crisis del COVID-19.

    "Un 9,7% de los autónomos afirma que va a tener que cerrar. Lo que extrapolado al conjunto de autónomos de España, podemos decir que hay más de 300.000 que tienen previsto echar el cierre antes de empezar 2021", reza el estudio.

    La situación de crisis sanitaria vivida desde el mes de marzo en España ha dado paso a una crisis económica sin precedentes en la que nueve de cada diez trabajadores por cuenta propia aseguran que perderán facturación respecto a los años anteriores.

    Siete de cada diez (el 69,2%) señalan que dicho descenso será por encima del 40%.

    "La facturación de los autónomos en 2020 será, de media, la mitad que en 2019", concluye el estudio.

    Pese a que España lleva más de un mes inmerso en un proceso de desconfinamiento para reactivar la actividad económica, solo el 12,1% de los autónomos dice que su negocio se encuentra funcionando al 100%.

    La peor parte se la llevan los trabajadores que todavía no pudieron iniciar su actividad pese al proceso de desescalada.

    Según el estudio realizado por ATA, el 10,4% de los trabajadores autónomos se encuentra en esa situación, lo que trasladado al total del colectivo representa a unos 320.000 pequeños empresarios que siguen parados.

    Estos datos se desprenden de una encuesta realizada por ATA a 2.420 autónomos entre los días 12 y 14 de junio, es decir, una vez iniciada ya la fase final de la desescalada.

    Etiquetas:
    cierre, negocios, coronavirus, España
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook