En directo
    Economía
    URL corto
    0 150
    Síguenos en

    El 9 de abril se celebrarán nuevas negociaciones sobre la estabilización del mercado petrolero en el marco de la OPEP+. Sputnik habló con varios expertos en el campo para conocer su pronóstico sobre si las partes podrán acordar una prórroga del acuerdo y si vale la pena esperar al nuevo formato del grupo.

    El mercado requiere acciones conjuntas que los petroleros rusos están dispuestos a tomar pero junto con la OPEP+ y otros de los principales productores de petróleo, como EEUU. Esta es la posición oficial de las autoridades rusas dada a conocer por el presidente ruso, Vladímir Putin, y su ministro de Energía, Alexandr Novak. No obstante, no queda claro si otros países la van a apoyar.

    Negociaciones complicadas

    Las negociaciones sobre la estabilización de los precios del petróleo en las condiciones actuales no van a ser fáciles, cree Ígor Yushkov, uno de los principales analistas del Fondo Nacional de Seguridad Energética. Según él, no todos los países exportadores estarán preparados para los grandes recortes de producción que todos necesitan hacer.

    "El trato será muy difícil de aprobar. En la situación actual, la producción deberá reducirse entre 10 y 20 millones de barriles por día. Está claro que la medida es temporal, pero también es muy tangible para todos los actores del mercado. Sin embargo, solo Rusia insiste en que todos los países deben reducir la producción. La parte saudí está claramente en desacuerdo, amenazando con aumentar la producción. Por lo menos en esta etapa podemos esperar que las negociaciones tropezarán", opina Yushkov.

    Por su parte, Rabia Yaghi, un experto en petróleo del Líbano, cree que la próxima reunión de la OPEP+ tendrá por objetivo restablecer el equilibrio del mercado, meta que se podrá alcanzar. La producción seguirá reduciéndose y el precio se estabilizará.

    "El problema es que debido a la pandemia de coronavirus y a los paros de producción, alrededor del 20% del petróleo del mundo es excesivo. Por consiguiente, los países exportadores de petróleo tendrán que equilibrar la oferta y la demanda. Esto es inevitable", señaló.

    Un nuevo formato

    Rasheed Abanumi, jefe del Centro de Estudios sobre Energía y Petróleo de Arabia Saudí, asegura que la OPEP+ necesita un nuevo formato, ya que no tiene sentido que los miembros del acuerdo trabajen dentro del marco existente ya anticuado. Además, el país que más se benefició del acuerdo fue el que no formaba parte del tratado de la OPEP+: EEUU.

    "Hace falta cambiar el formato de las obligaciones de la OPEP+ para que el beneficio de Estados Unidos, que no está incluido en el trato, no sea mayor que el de otros países. EEUU sigue produciendo unos 13 millones de barriles al día al ser un jugador libre en el mercado del petróleo que no solo exporta, sino que también importa materias primas. Pero, no obstante, el formato debe ampliarse y las obligaciones deben redistribuirse", destacó el experto saudí. 

    ¿EEUU va a participar en el acuerdo?

    Teniendo en cuenta estos datos, los analistas y expertos creen que es muy importante para EEUU entrar en el acuerdo. Según Yushkov, EEUU no va a entrar en la OPEP+ pese a las negociaciones.

    "El grupo ahora incluso se conoce como la OPEP++ precisamente porque tendrá muchos más participantes. Pero creo que, después de todo, Estados Unidos no firmará el acuerdo: su legislación prohíbe la participación en cárteles", concluyó el experto ruso. 

     

    Al mismo tiempo Rabia Yaghi explicó por qué Washington está tan atento a los cambios en el mercado petrolero mundial. 

    "Si los precios del petróleo permanecen bajos, EEUU se verá empujado a cerrar las plataformas de perforación y producción: el petróleo de esquisto pasará a no ser rentable. Por consiguiente, varias empresas productoras de petróleo del país norteamericano están en riesgo de quiebra. Por eso Trump no puede reaccionar con calma", reveló. 

    Escenario positivo

    A pesar de todas las dificultades en las negociaciones de la OPEP+, el experto libanés cree que el resultado será positivo y que las partes acabarán pactando.

    "Si la reunión va bien, creo que el precio subirá al menos a 30 o 35 dólares por barril", indicó Yaghi.

    La OPEP y Rusia no lograron acordar los términos para extender el acuerdo sobre los precios del petróleo a principios de marzo, a lo que los mercados respondieron con una fuerte caída. Los precios del crudo disminuyeron un 30%, hasta los 31,29 dólares en respuesta a la decisión de Arabia Saudí de aumentar la producción de petróleo y ofrecer descuentos a los compradores. Los precios siguieron bajando hasta poco más de 20 dólares. Fue la peor caída en un solo día desde 1991, cuando terminó la guerra del Golfo.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook