En directo
    Economía
    URL corto
    51301
    Síguenos en

    El nuevo gasoducto ruso Fuerza de Siberia dejará poco espacio para el gas natural licuado de otros países en el mercado chino. Los productores de GNL tendrán que reducir los precios para poder competir con Rusia, opina la columnista de la edición rusa de Sputnik, Natalia Dembínskaya.

    Precios y demanda

    En 2020, el gasoducto Fuerza de Siberia (Sila Sibiri, en ruso), inaugurado el 2 de diciembre, suministrará 5.000 millones de metros cúbicos de gas a China; en 2021 duplicará sus envíos; en 2022 serán 15.000 millones de metros cúbicos; y para 2025, la ruta funcionará a plena capacidad, bombeando 38.000 millones de metros cúbicos de gas al año.

    El precio del gas que pase por la Fuerza de Siberia estará vinculado a las cotizaciones del petróleo. Los compradores europeos utilizan un sistema similar, señalan los analistas de Bloomberg.

    Según Petro China, el precio del gas suministrado a través de la Fuerza de Siberia será competitivo con las entregas procedentes de Asia Central.

    Mientras tanto, el consumo de gas va creciendo en China, observa Dembínskaya. Una de las principales razones es la política medioambiental de Pekín. Las autoridades chinas ya han obligado a millones de fábricas y hogares a pasar del carbón al gas más limpio para reducir la contaminación atmosférica y las emisiones de carbono.

    La empresa estatal china Sinopec Gas prevé que el consumo de gas en el país crecerá a 307.000 millones de metros cúbicos este año. Es un 10% más que en 2018, cuando China se convirtió en el mayor importador mundial de combustible azul, incluido el GNL.

    Proveedores de GNL en una situación difícil

    El lanzamiento de un nuevo gasoducto mete a los proveedores de gas natural licuado en una situación complicada en el mercado chino, opina Dembínskaya. "Apenas les queda espacio en el mercado", asegura con referencia a los analistas de Bloomberg.

    La participación de las importaciones en el mercado chino de gas alcanzó un 43% en 2018. Alrededor del 40% de los suministros procedentes del extranjero fue suministrado por el gasoducto Turkmenistán-China. El resto del volumen fue compartido por proveedores de GNL, principalmente Australia, Catar, Malasia e Indonesia.

    Serán ellos los primeros afectados por el lanzamiento de la Fuerza de Siberia. En particular, Australia que sigue aumentando las exportaciones a China.

    "Los envíos de GNL australiano a China se enfrentarán a un gran desafío cuando los gasoductos rusos comiencen a canalizar el gas. (…) Con esta ventaja de costo del gas natural respecto al GNL, si el precio del gas natural del acuerdo entre Rusia y China es razonable, el gas por gasoducto comprimirá el mercado del GNL", escribió en julio de este año el diario chino The Global Times.

    El golpe más duro contra EEUU

    Sin embargo, el lanzamiento de la Fuerza de Siberia podría afectar aún más Estados Unidos, hasta hace poco, el segundo exportador de GNL al mercado chino.

    En 2017, la RPC importó alrededor de 447 millones de dólares, o cerca del 15% del GNL enviado desde Estados Unidos, lo que la convirtió en el tercer comprador más grande del combustible estadounidense, según Reuters.

    Sin embargo, debido a la guerra comercial en 2018, las exportaciones de GNL estadunidense a China han ido disminuyendo constantemente. Una vez impuestos los aranceles del 25% sobre los artículos chinos, los suministros cayeron al mínimo. Este año, Pekín no ha importado gas natural licuado de Estados Unidos desde febrero, concluyeron los analistas de Bloomberg, al seguir las rutas de los petroleros.

    A su vez, el gasoducto Fuerza de Siberia fortalecerá aún más la alianza antiestadounidense entre Rusia y China, según The Wall Street Journal.

    Mientras tanto, Moscú y Pekín ya están discutiendo construir un nuevo gasoducto que pasará por Mongolia. El 5 de diciembre, el presidente de Gazprom, Alexéi Miller, y el vice primer ministro mongol Ulziysayjany Enjtuvshin firmaron un memorando de entendimiento al respecto.

    Etiquetas:
    Fuerza de Siberia, gasoducto, gas, EEUU, Rusia, China
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook