19:35 GMT +306 Diciembre 2019
En directo
    Saxo Bank

    Trump se va y una UE sin Hungría: Saxo Bank presenta sus pronósticos para 2020

    © AP Photo / Daniel Ochoa de Olza
    Economía
    URL corto
    4324
    Síguenos en

    La victoria de un presidente demócrata en las elecciones presidenciales de EEUU, la posible salida de Hungría de la UE y el lanzamiento de los llamados derechos de giro asiáticos son solo algunos de los pronósticos que los analistas del banco de inversión Saxo Bank tienen respecto al 2020.

    El famoso banco de inversión Saxo Bank publicó su informe anual titulado Predicciones Indignantes 2020, en el que intentó pronosticar las principales tendencias en la economía global para el próximo año.

    EEUU

    En el informe, aseguran que Donald Trump pudo ganar las elecciones presidenciales en EEUU gracias a que contaba con el apoyo de gran parte del electorado blanco y jubilado. Ahora, esta parte de la población está disminuyendo, mientras que crece el porcentaje de personas con edades comprendidas entre 20 y 40 años. Estos individuos comparten enfoques más liberales.

    "Los 'millennials' y las personas mayores de la generación Z en EEUU han pasado a sentirse intensamente motivados por las injusticias y la desigualdad, impulsada por la inflación del mercado de activos por parte de los bancos centrales", destacan los analistas del ente.

    Estos problemas se suman a los temores sobre el cambio climático, que ofrecerán a los políticos demócratas una gran ventaja frente a Trump, quien niega implementar cambios radicales en su política para seguir la agenda medioambiental. Como resultado, un político demócrata puede ganar las elecciones presidenciales mientras que el Partido Demócrata consolidará su control en la Cámara de Representantes y casi controlará el Senado.

    La posible derrota de Trump se observará en las encuestas de opinión pública. La Administración Trump no tendrá más opción que recurrir al llamado Impuesto Primero de EEUU (America First Tax), destinado a reconstruir todo el sistema fiscal del país estadounidense para que sirva a la producción interna.

    Los esfuerzos de Trump también podrán incluir la suspensión de todos los impuestos existentes y la introducción de un impuesto fijo del 25% al valor agregado sobre todos los ingresos brutos que llegan al mercado de EEUU de la producción extranjera.

    La reducción de la extracción del petróleo de esquisto de EEUU y el aumento de la demanda en Asia coincidirán con un mayor recorte de producción de crudo por parte de los miembros de la OPEP.

    En estas circunstancias, se espera que el precio del petróleo aumente. Al mismo tiempo, la moneda estadounidense correrá el riesgo de devaluarse luego de que el mercado entienda que la Reserva Federal mantendrá sus tasas de interés a un nivel bajo. Esto hará que el desempleo suba y el crecimiento económico se estanque, mientas que la inflación alcanzará máximos no vistos desde la década de los 80. 

    Un nuevo activo

    El Banco Asiático de Inversión en Infraestructura (AIIB), con sede en Pekín y propuesto por el Gobierno chino, podrá lanzar un nuevo activo de reserva, los llamados derechos de giro asiáticos o ADR, parecidos a los derechos especiales de giro que en su día fueron creados por el Fondo Monetario Internacional.

    La AIIB los pondrá en circulación con el objetivo de enfrentar a la creciente rivalidad comercial y otras vulnerabilidades causadas por los intentos de EEUU de militarizar su dólar y fortalecer su control sobre las finanzas globales. Una vez lanzado, 1 ADR equivaldrá a 2 dólares estadounidenses y se convertirá en la divisa más grande del mundo, pronostican en Saxo Bank.

    Este movimiento, destinado a desdolarizar el comercio regional, conducirá a que las economías asiáticas pasen a realizar su comercio con los exportadores de petróleo, como Rusia y los países de la OPEP, solo en ADR. 

    La UE

    Tras introducir tasas de interés negativas para depósitos en la Eurozona, el objetivo de la UE era impulsar las inversiones en producción que en teoría deberían fortalecer el crecimiento económico. Sin embargo, la triste realidad fue que las tasas de interés negativas contribuyeron al incremento de las exportaciones a raíz de la depreciación y resultaron en el debilitamiento de las instituciones financieras y bancarias de la UE.

    Bajo estas circunstancias, a comienzos de enero de 2020, la nueva presidente del Banco Central Europeo, Christine Lagarde —que previamente había apoyado las tasas negativas—, podrá declarar que la actual política monetaria ha sobrepasado sus límites. En particular, Lagarde señalará que su futuro mantenimiento podrá dañar seriamente la solidez del sector bancario europeo.

    Con el objetivo de impulsar a los Gobiernos de la UE y sobre todo al de Alemania a utilizar su política fiscal para estimular sus economías, el Banco Central Europeo incrementará sus tasas de interés el 23 de enero de 2020.

    Hungría vs. Suecia, con distintos enfoques sobre la migración

    Budapest ha conseguido un impresionante éxito económico desde que se unió a la UE en 2004. Pero este matrimonio ahora parece haberse vuelto problemático para ambos después de que Bruselas iniciara un procedimiento legal contra Hungría, basado en el artículo 7 del Tratado de la UE, con el objetivo de sancionarlo por restringir las actividades de medios, jueces, académicos y minorías.

    En el bloque europeo creen que estas restricciones son contrarias al estado de derecho, debilitan la democracia y no coinciden con sus valores democráticos.

    "Un divorcio es cada vez más probable y podríamos ver a Hungría siguiendo los pasos del Reino Unido y saliendo de la UE a finales del 2020", escriben los analistas del banco.

    Las autoridades húngaras justificarán este paso con la necesidad del país de protegerse a sí mismos y su cultura: en la mayor parte contra la inmigración masiva.

    Suecia será un ejemplo contrario a Hungría en 2020. Con sus tasas muy bajas y el enorme superávit presupuestario, este país está mejor equipado que cualquier otro Estado de la UE para poder rehabilitar su modelo e incrementar los gastos en educación, aprendizaje, vivienda social y esfuerzos emprendidos para integrar a los migrantes en la sociedad sueca.

    Este gasto fiscal hará que el euro se deprecie frente a la corona sueca en 2020 y Suecia nuevamente se convierta en un líder y en un modelo a seguir.

    Etiquetas:
    Donald Trump, UE, EEUU, Hungría
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik