Widgets Magazine
07:30 GMT +316 Septiembre 2019
En directo
    La bolsa de Shanghái (imagen referencial)

    Cómo intenta China salvar la economía global de una recesión

    © REUTERS / Jason Lee
    Economía
    URL corto
    10370
    Síguenos en

    Pekín decidió comprar productos agrícolas estadounidenses a cambio de que se levantasen algunas restricciones de Huawei. Los analistas opinan que haciendo concesiones, China busca no solo protegerse de unas nuevas sanciones de EEUU, sino también reducir los riesgos de una recesión económica global.

    Otra escalada de la guerra comercial se produjo en agosto y provocó pánico en los mercados mundiales. EEUU y China no lograron ponerse de acuerdo y volvieron a introducir aranceles recíprocos. Parte de las restricciones comenzaron a aplicarse el 1 de septiembre, mientras que todas las medidas entrarán en vigor el 15 de diciembre.

    El conflicto comercial afecta negativamente tanto a la economía china como a la europea y la estadounidense.

    "La desaceleración de China está afectando cada vez más a la economía global. Este factor se ha convertido en una de las principales razones de unos datos decepcionantes sobre el crecimiento de la economía de la zona euro", dice el informe de la agencia estadounidense de calificación financiera Fitch, que rebajó su previsión de crecimiento de la economía de China hasta el 6,1% para 2019, y hasta el 5,7% para 2020. 

    En este contexto, la mayoría de los directores financieros de las principales compañías del mundo predicen una recesión económica global en 2020.

    A pesar de estos pronósticos, EEUU no elimina los aranceles de China y, por lo tanto, solo aumenta la presión sobre el país asiático y la economía mundial en general. Es por eso que el gigante asiático se está preparando para hacer ciertas concesiones en el conflicto comercial.

    Según informó el periódico Politico, Pekín está listo para comprar una pequeña cantidad de productos agrícolas de EEUU a cambio de que se alivien las restricciones para Huawei. Según los expertos, de esta forma, China busca no solo protegerse de los aranceles estadounidenses, sino también retrasar el inicio de una crisis global.

    "La decisión del gigante asiático de comprar un pequeño lote de productos agrícolas muestra que están listos para las conversaciones de octubre. Los resultados de la reunión pueden hacer que los términos de comercio sean más beneficiosos para ambos países y se reduzca el riesgo de una recesión global", comentó a RT el principal estratega de Univer Capital, Dmitri Alexándrov.

    Etiquetas:
    recesión, guerra comercial, EEUU, China, economía
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik