06:10 GMT +323 Octubre 2018
En directo
    Producción de acero (archivo)

    ¿Qué consecuencias tendrá la reacción de México, Canadá y Europa a los aranceles de EEUU?

    © REUTERS / Jose Luis Saavedra
    Economía
    URL corto
    Víctor Flores García
    290

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — Las reacciones de México, Canadá y la Unión Europea, contra los aranceles a sus exportaciones de acero y aluminio hacia EEUU, buscan minar la base política del presidente Donald Trump, dijo a Sputnik el experto en comercio internacional Luis de la Calle.

    "Por primera vez, los principales y más importantes socios de EEUU en el mundo han tomado la decisión de responder a Trump para decirle que su política comercial proteccionista es incorrecta y que ese error tendrá consecuencias muy importantes, apuntando a su base política dentro de EEUU", expresó el economista por la estadounidense Universidad de Virginia.

    Al elegir los sectores económicos estadounidenses que serán afectados por sus respuestas, proporcionales al daño que causan los aranceles impuestos unilateralmente, esos países apuntan a minar políticamente a Trump, afirma uno de los artífices del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), vigente desde 1994.

    "El mensaje claro más importante de esos países es que las consecuencias tendrán un impacto interno dentro de la economía de EEUU para proteger a las industrias mexicana, canadiense o europea", dijo el experto actual miembro del Institute of Public Council, Agriculture, Food and Trade.

    Más: Peña Nieto y Trudeau rechazan aranceles de EEUU contra México, Canadá y la UE

    Obviamente el enfrentamiento abierto "ha cambiado el ambiente de la negociación y las posibilidades de éxito en la modernización de TLCAN", consideró De la Calle, quien encabezó el equipo mexicano del acuerdo original junto con el ministro negociador firmante del pacto, Jaime Serra Puche.

    Tema relacionado: México impondrá medidas equivalentes ante los aranceles de EEUU en acero y aluminio

    Trump tomó esa deriva de confrontación con sus aliados, "impulsado por los representantes de la industria del acero en su gabinete, y por toda la ideología comercial proteccionista que lo inspira" estimó el analista, quien fue representante comercial de México en EEUU y viceministro de Comercio.

    Estrategia errónea destruye la confianza

    Con esa insólita decisión, el magnate al frente de la Casa Blanca "muestra una total falta de estrategia de largo plazo, al emprenderla contra las regiones de Norteamérica y Europa que han sido los aliados naturales de EEUU", y no contra China, con el que tiene su principal problema de déficit comercial, explica.

    En efecto, antes que incrementar los impuestos a China, Trump eligió castigar a sus socios más cercanos.

    La imposición arancelaria que había sido postergada por el presidente estadounidense "destruye la confianza entre los negociadores, que dependen de ese factor de entendimiento para avanzar", consideró De la Calle, quien participó en la implementación del TLCAN a los largo de los años 1990.

    La consecuencia de la falta de seguridad y certidumbre de México y Canadá hacia el equipo que encabeza el responsable comercial de la Casa Blanca, Robert Lighthizer, impone a las tratativas sobre el TLCAN, "una pausa que se extenderá hasta después de las elecciones en los dos países", presidenciales y legislativas en México y la renovación del Congreso de EEUU.

    Antes de la disruptiva medida impuesta por el gobierno de Trump, "la probabilidad que la negociación se extendiera hasta 2009 ya era muy alta y con estas medidas se confirma", estimó el economista.

    Trump buscó argumentos con "las excepciones de seguridad nacional, que realmente no existen en los países afectados, con respecto a EEUU".

    Más información: México decidió adoptar medidas contra EEUU

    El experto en comercio mundial explica que esas leyes internas de EEUU, "se aplican en casos de guerras, desastres nacionales o guerras civiles, no para corregir situaciones económicas, comerciales o de empleo".

    Sin embargo, estima que es la única forma que el mandatario encontró para imponer aranceles de 25 y 10% a las importaciones de acero y al aluminio de Norteamérica y Europa.

    Las represalias impuestas por México, Canadá y Europa "son correctas porque se requiere establecer el orden a nivel internacional, que a todas luces el gobierno de EEUU está violando", consideró el especialista.

    De la Calle dijo que en la casa Blanca existe un conflicto de intereses entre el equipo gobernante y los grupos económicos que representa.

    Asuntos relacionados: Videgaray: Trump causa "mal día para el comercio mundial" con aranceles

    Por ejemplo menciona, Lighthizer, negociador de EEUU para el TLCAN, "ha sido durante mucho años el abogado de la industria del acero, en cualquier país esta persona estaría recusada por conflictos de intereses incrustados" con la industria del acero.

    En cuanto a las "medidas espejo" tomadas por México, "aseguran que para cada rubro que va a hacer afectado, existan proveedores alternativos, por ejemplo los productos del medio-oeste de EEUU, ahora pueden venir desde Canadá", adelantó el experto.

    De la calle descarta que la respuesta de Trump sea una nueva ola de aranceles.

    Al contrario, dijo, las medidas de retaliación a EEUU "tienen como objetivo prevenir nuevos aranceles, son el principio del fin del desorden comercial de los últimos años".

    Asuntos relacionados: Comisión Europea protegerá el mercado de metales contra posibles importaciones adicionales

    Lo más notable de la nueva situación es que Canadá, EEUU, México "están dispuestos a enfrentarse a Trump, imponiendo consecuencias para EEUU", para evitar que vaya más adelante con impuestos de 25% a la importación de automóviles, como ha amenazado, que es decenas de veces más grande que el comercio de aluminio y acero.

    El objetivo subyacente de las respuestas "es que sea la última vez que utilice el argumento de seguridad nacional", enfatizó.

    Ante los barruntos de guerra comercial global además de la represalias "si Trump quiere doblegarnos el escenario de la confrontación es la Organización Mundial del Comercio", puntualizó.

    La medida podría afectar más a los productores estadounidenses, porque de acuerdo con las cifras oficiales, México es el principal comprador de aluminio y el segundo de acero de EEUU.

    México exportó cerca de 20% del total de sus productos terminados de aluminio a EEUU, que equivale a unas 350.000 toneladas, por valor de más de 2.720 millones de dólares en 2017.

    En materia de acero, la industria mexicana exportó más de 300 millones de dólares a EEUU en 2017.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Canadá adoptará medidas de represalia por nuevos aranceles de EEUU
    Un viejo aliado de EEUU, al borde de una guerra comercial con Washington
    La UE amenaza a EEUU con un triple golpe en la guerra comercial
    Etiquetas:
    comercio internacional, aranceles, economía, TLCAN, UE, Europa, Canadá, EEUU, México