17:38 GMT +314 Diciembre 2018
En directo
    Barcelona, la capital de Cataluña

    Empresarios catalanes alertan de diez años de estancamiento si no se resuelve el conflicto

    CC BY 2.0 / Jorge Franganillo / Barcelona
    Economía
    URL corto
    153

    BARCELONA (Sputnik) — El presidente de Fomento del Trabajo (la mayor organización empresarial en Cataluña), Joaquim Gay de Montellà, advierte que la economía catalana podría hacer frente a hasta diez años de estancamiento si no se encuentra una solución al actual conflicto político.

    "Cataluña va a un largo periodo de estar en 'stand by', sin crecimiento económico durante 10 años o más, como ocurrió en Japón, si seguimos así, con esta indefinición y sin un Gobierno de la Generalitat que quiera negociar y pactar para atraer inversiones con una marca Cataluña resuelta dentro de España", sostiene en una entrevista con el diario El Mundo publicada este martes.

    Según Gay de Montellà, Cataluña tendría que seguir "el ejemplo positivo del País Vasco", que "tuvo más dificultades que Cataluña ahora y, sin embargo, ha recuperado un desarrollo que le hace una de las áreas más atractivas para invertir en España y en Europa"

    El empresario considera "una anomalía" no tener un gobierno en Cataluña "desde hace tanto tiempo y carecer de un interlocutor válido".

    "Afortunadamente la economía va bien, con vientos de cola", continúa, y el "único factor" que "distorsiona" es, asegura, "la política".

    Tema relacionado: España vs. Cataluña: ¿qué economía pierde más con la independencia?

    El problema, a juicio de Gay de Montellà, "es que en Cataluña se quiere hacer política sin gobernar y en Madrid quieren gobernar sin hacer política", cuando "sería bueno que en ambos sitios hubiera más equilibrio entre gobierno y política".

    "Eso nos daría la base para una mayor estabilidad", subraya.

    El presidente de la patronal catalana expresa que su mayor preocupación es a "medio plazo, a partir de 2020": "Ahí veremos el daño que ha producido este proceso a la economía catalana con el traslado de sedes sociales que, con el tiempo, va generando mayores dificultades a su entorno".

    "Las formaciones políticas que no quieren gobernar y quieren crear estructuras de país diferentes hacen que determinadas industrias se resientan", a lo que habría que sumar a juicio del empresario "que hay fondos internacionales que no quieren invertir en Cataluña" y "la pérdida de innovación e investigación que acompaña a las sedes sociales" que se han marchado de Cataluña.

    En la entrevista, Gay de Montellà reclama la formación de un gobierno en Cataluña cuanto antes, con un candidato a la Presidencia de la Generalitat (Gobierno catalán) que reúna "las condiciones de normalidad dentro del ordenamiento".

    Entonces, añade, se podría plantear la aprobación de un pacto fiscal "similar al que tiene el País Vasco".

    "Ahora no hay interlocutor", lamenta el empresario.

    Más aquí: La Comisión Europea señala a Cataluña como elemento de incertidumbre económica

    Gay de Montellà manifiesta que "la democracia española tiene que asumir el resultado electoral" y, en referencia a los partidos independentistas, recuerda que si "la suma de esas formaciones tiene una mayoría en el Parlament es porque les han votado".

    "Una vez que ellas acepten que hay un marco constitucional, el presidente del Gobierno o su sucesor deberán hacer un esfuerzo para no quedar bloqueado, avanzar y resolver la situación", explica.

    Y termina mostrándose "optimista", ya que el "modelo" de los independentistas "no goza de mayoría en la propia Cataluña", por lo "que es sensato cambiar".

    "Hay una parte social que no quiere llegar a la independencia, así que esas formaciones pueden aceptar una negociación que mejore el encaje de Cataluña en España y alcanzar un pacto no para 100 años, pero al menos para una generación", concluye.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    El independentismo celebra nuevo récord de Cataluña en exportaciones
    La tensión en Cataluña puede dañar la economía española
    El turismo español podría perder hasta 12.000 millones de euros por la crisis catalana
    Etiquetas:
    soberanía, independencia, estancamiento, economía, empresarios, Cataluña, España