Widgets Magazine
11:54 GMT +320 Octubre 2019
En directo
    Peso mexicano

    Inflación en México sube a un nivel máximo en los últimos dos años

    © Flickr/ Owen Lin
    Economía
    URL corto
    0 14
    Síguenos en

    CIUDAD DE MÉXICO (Sputnik) — La inflación anual se disparó en México a 3,48%, en la primera quincena de diciembre de 2016, su máximo nivel en los últimos dos años, informó el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI, gubernamental).

    El mayor impacto en el Índice Nacional de Precios al Consumidor (INPC) que vigila ese organismo del Estado, lo causaron los precios de alimentos, bebidas y tabaco, que aumentaron hasta el 4,32%.

    Además, la inflación general fue afectada por los precios de mercancías distintas a los alimentos, que aumentaron debido a la depreciación del peso frente al dólar, con un aumento del 3,67%, arriba del promedio general de 3,48.

    El promedio general de la inflación anual en 2016 fue casi 1,5% superior a la misma fecha de 2015, pero inferior a la registrada en 2014, que fue en esos años de 2,00 y 4,19%, respectivamente.

    Los productos energéticos y las tarifas autorizadas por el gobierno aumentaron 2,51%, el mayor incremento en 16 meses, según datos oficiales.

    Lea más: México registra la inflación más alta desde abril 2015

    A pesar de ser una de las tasas más bajas del continente, el Banco central de México (Banxico, autónomo, emisor de moneda) tiene como principal desafío consolidar la inflación cerca de la meta del 3% y procurar que se mantenga cercana a ese nivel por más de un año o año y medio, en un rango de más o menos un punto de ese objetivo (de 2% a 4%, máximo).

    Agustín Carstens —quien dejará Banxico en julio del próximo año— dijo que en México "solo hemos visto los cortos de una película, la película de suspenso que empezó hace muchos meses; y la de terror todavía no la vemos", al hablar el martes pasado sobre el impacto económico de las políticas proteccionistas esperadas de Donald Trump en 2017, en un foro organizado por el Instituto Mexicano de Ejecutivos de Finanzas (IMEF).

    La depreciación del peso frente al dólar comenzó a hacer mella en uno de los indicadores más vigilados por las autoridades financieras y monetarias mexicanas, que elevaron la tasa de interés de referencia para amortiguar el impacto del tipo de cambio, a costa de un menor crecimiento económico.

    La Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE, con sede en París) recortó el 29 de noviembre las proyecciones de crecimiento de México (de 2,6% a 2,2% en 2016 y de 3,0% a 2,3% en 2017), tras el aumento de las tasas de interés.

    ​Banxico recién elevó dos veces la tasa de interés de referencia, para cuidar el impacto del tipo de cambio en la inflación —el 17 de noviembre y el 15 de diciembre de este año—, al subirla de 4,75 a 5,25, en el primer aumento, y cerrar 2016 en 5,75%, siguiendo el aumento de las tasas aplicado por la Reserva Federal de EEUU (Fed, banco central).

    La decisión de política monetaria mexicana fue tomada ante una depreciación del peso de un 25% en términos anuales y casi 17% en 2016, pero sobre todo por la pérdida del 11% sufrida desde el triunfo de Trump a la fecha.

    Además:

    Inflación de México en mínimo histórico en 2015 celebra Banco Central
    La inflación en México en 2014 fue del 4,08%, entre las más bajas de América Latina
    Etiquetas:
    inflación, México
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik