En directo
    Economía
    URL corto
    0 02
    Síguenos en

    RÍO DE JANEIRO (Sputnik) — El gobernador de Río de Janeiro Luiz Fernando Pezão amenazó a la secretaria del Tesoro Nacional, Ana Paula Vescovi, con presentar una petición oficial de intervención federal en su Estado.

    Fue su reacción tras conocer un nuevo bloqueo de 40,7 millones de dólares (140 millones de reales) por parte de la Unión federal en las cuentas del Estado.

    Aunque esta medida precisa la aprobación del Gobierno federal, puede tener consecuencias que no interesan al Ejecutivo de Michel Temer, que está intentando que el Parlamento apruebe la Propuesta de Enmienda Constitucional (PEC), que limita los gastos relacionados con Educación y Sanidad durante los próximos 20 años.

    La Constitución brasileña prevé que este tipo de votación es inviable cuando un Estado consigue la intervención federal.

    A principios de esta semana, el gobernador de Río habló con el presidente Temer, que prometió reunirse con el ministro da Hacienda, Henrique Meirelles, para buscar una alternativa para Río y otros Estados que atraviesan dificultades financieras.

    Una comisión del Tesoro ya visitó Río de Janeiro para analizar la situación de las cuentas de este Estado.

    Fue una petición de Pezão con el objetivo de encontrar una solución conjunta.

    Un ministro próximo a Temer confirmó que supo ayer por la mañana de la intención del gobernador de Río, y que considera esta medida extrema y compleja desde el punto de vista jurídico.

    La tensión llega en un momento en el que Pezão está intentando un plan B para equilibrar las cuentas del Estado.

    El miércoles, el presidente del Parlamento de Río, Jorge Picciani, devolvió uno de los proyectos más importantes del paquete anticrisis: el que prevé alícuotas extra en la seguridad social (del 16% y del 30%), que podrían generar una recaudación adicional de 1,36 billones de dólares (4,7 billones de reales) en 2017 y de dos billones de dólares (7,1 billones de reales) en 2018.

    La grave situación financiera del Estado de Río empeoró después de los dos bloqueos realizados por la Unión federal esta semana.

    El Gobierno local está intentando conseguir órdenes judiciales para hacer frente a varios pagos, como los 1,22 millones de dólares (4,2 millones de reales) para el alquiler social de 10.000 familias que no recibieron las ayudas en septiembre.

    Además:

    "Brasil vive una 'Guerra Fría'"
    Bloquean la cuenta del estado de Río de Janeiro por impago de deuda con la Unión Federal
    Petrobras anuncia pérdidas de 4,86 billones de dólares en el tercer trimestre
    Etiquetas:
    crisis, Gobierno de Brasil, Luiz Fernando Pezão, Río de Janeiro, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook