15:23 GMT +322 Octubre 2018
En directo
    Бразильские деньги

    Brasil, uno de los grandes perjudicados por la crisis en Rusia

    © Flickr/ Thiago Souza
    Economía
    URL corto
    0 21

    La séptima economía mundial, Brasil, vive estos días pendiente de la evolución de la tormenta financiera que atraviesa Rusia, especialmente desde que el pasado martes el Banco Central ruso subiese sus tipos de interés del 10,5% al 17% para contener la caída del precio del rublo.

    Temiendo un "efecto cascada" el real brasileño se aferra a sus reservas de 375.000 millones de dólares mientras espera que el precio del petróleo y de las materias se recupere o que los inversores internacionales recuperen su confianza en los países emergentes, algo difícil teniendo en cuenta el escenario pesimista para los exportadores de materias primas debido al menor crecimiento de China y el parón de Europa.

    "Brasil comparte con Rusia, aunque en menor grado, un fuerte deterioro de sus expectativas macroeconómicas, eso ya se ha venido sintiendo en la depreciación del real brasileño frente al dólar norteamericano", señaló a Sputnik Nóvosti el doctor de Economía de la Universidad de Sao Paulo (USP), Alex Ferreira.

    Para Ferreira la diferencia clave entre ambos sistemas sería el intervencionismo brasileño en el tipo de cambio y recordó que "en Brasil la circunstancia se debe al masivo y sistemático programa de control del cambio efectuado por el Banco Central de Brasil a través de la venta de permutas en reales, lo que garantiza el mantenimiento de grandes reservas".

    Sin embargo, como Ferreira reconoce, aunque el real brasileño goza de mayor robustez la capacidad menor de Rusia para importar afectará inevitablemente a las exportaciones de Brasil al gigante euroasiático, especialmente en el sector cárnico que se había beneficiado enormemente de las sanciones occidentales al Gobierno de Moscú.

    Entre enero y noviembre de 2014, el acumulado generado por el comercio entre Brasil y Rusia alcanzó los 6.300 millones de dólares, es decir poco más del 2% de las exportaciones de Brasil que no obstante aumentaron respecto a 2013 en un 33% tras la crisis de Ucrania.

    En concreto, la venta de carne bovina a Rusia aumentó en 2014 en 2.000 millones de reales alcanzando los 3.353 millones de dólares y llegando a representar el 55% del total de exportaciones de Brasil a Rusia.

    El aumento de las relaciones comerciales entre ambos países también se dio en el sentido inverso y las importaciones brasileñas de Rusia aumentaron un 10% en 2014 hasta situarse en los 2.700 millones de dólares especialmente en materia prima industrial como aluminio, diésel, nitratos y potasios.

    La agencia de calificación de riesgos Fitch ya ha señalado a Venezuela, Nigeria o Bahrein como los países que serán más afectados por la caída de las materias primas, de momento Brasil parece fuera de riesgo pero el revés sufrido el miércoles tras el mantenimiento del embargo a Cuba, donde Brasil mantiene enormes inversiones, unido a la mala marcha de la economía rusa hacen que más de uno se prepare para un 2015 nefasto.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    La inestabilidad económica en Rusia no provocará una crisis mundial
    El rublo está subvalorado y no refleja el estado real de la economía, dice Medvédev
    Recorte moderado y subida de impuestos para reflotar la economía de Brasil
    La economía brasileña entra en recesión técnica
    Etiquetas:
    Banco Central de Brasil, Brasil, Rusia