01:06 GMT +309 Diciembre 2019
En directo
    Incendios forestales en Siberia

    Siberia también arde mientras el mundo mira al Amazonas

    © Sputnik / Sergey Stroitelev
    Medioambiente
    URL corto
    2130
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Mientras los ojos del planeta se enfocan en la tragedia de los incendios forestales de la Amazonía, los bosques siberianos han ardido por meses, aunque actualmente la situación parece haber rebasado sus peores momentos y el sol comienza a salir.

    En los primeros ocho meses de este año, la superficie total afectada por el fuego en Rusia se estima en más de 10 millones de hectáreas, de ellas la mayoría en Siberia y en el Lejano Oriente ruso, según datos del Servicio de Protección Aérea de Bosques (Avialesoojrana).

    El impacto de las llamas, que llegaron a asolar territorios de extensión equiparable a la de países como Armenia, Bélgica o El Salvador, se sintió también en zonas pobladas. Incluso en grandes ciudades como Novosibirsk y Krasnoyarsk los habitantes vieron (y sintieron) estupefactos los efectos del humo, que se dice que ha alcanzado un área superior a los 7 millones de kilómetros cuadrados.

    Y aunque los esfuerzos y las condiciones meteorológicas han dado un respiro en las últimas semanas, lo cierto es que el escenario sigue siendo complejo y los daños y consecuencias aún están por cuantificar.

    Este 27 de agosto, el Ministerio de Emergencias del país informó que en solo un día se extinguieron 48 incendios en una superficie de más de 214.000 hectáreas, pero precisó que se mantienen todavía 173 focos en las regiones siberianas de Yakutia, Krasnoyarsk e Irkutsk. Ya no hay focos activos a menos de cinco kilómetros de zonas pobladas y tanto estas como las infraestructuras se consideran a salvo.

    En esta pelea rusa contra los demonios del fuego participan ahora más de 3.000 efectivos, 876 vehículos y 27 aviones.

    Gracias a estas y otras fuerzas, se lograron sofocar también todos los incendios en las reservas naturales de Rusia, informó el Ministerio de Recursos Naturales y Medioambiente.

    El origen del fuego

    El calor anormal y la falta de lluvia fueron algunas de las causas de los incendios forestales a gran escala en Siberia, informa Avialesoojrana.

    Por otro lado, el 95% de los territorios que arden en Siberia son inaccesibles.

    "La causa de los incendios y su propagación fueron las tormentas secas en un largo período de clima seco, anormalmente caliente a + 30°C, además de los vientos", explicó el ente en un comunicado.

    Por su parte, aunque el jefe de departamento forestal de Greenpeace Rusia, Alexéi Yaroshenko, coincide en dar por terminada la peor fase de los incendios en Siberia a mediados de este agosto gracias a las fuertes lluvias, considera que no se debe bajar la guardia. "Podemos decir que el momento álgido de los incendios ha pasado", refirió en declaraciones a Sputnik, pero al mismo tiempo, el ecologista señaló que las precipitaciones, por copiosas que sean, solo proporcionan una tregua que no garantiza la extinción completa.

    "La combustión lenta en los bosques, donde abundan árboles muertos y turba, podría prolongarse por mucho tiempo y, bajo ciertas condiciones climáticas, dar origen a nuevos incendios", advirtió Yaroshenko.

    La legislación a debate

    La Duma del Estado presentará ante el Ministerio de Recursos Naturales y Ecología la propuesta de enmendar una ley reguladora que permite a las autoridades regionales negarse a extinguir incendios en algunos territorios remotos, si el costo es mayor que el presunto beneficio económico, explicó a medios rusos el presidente del comité de recursos naturales, propiedad y relaciones territoriales, Nikolái Nikolaev.

    "Debemos tener en cuenta además, entre otras cosas, el daño causado a las personas, especialmente a los niños", afirmó.

    Aunque el diputado especificó que sería posible plantear este problema solo en el otoño (boreal), después de que el Parlamento regresara de las vacaciones de verano, lo cierto es que ya las autoridades y la sociedad rusa han tomado conciencia de la gravedad del asunto.

    Reacción del Gobierno de Rusia

    El 31 de julio, el presidente ruso, Vladímir Putin, ordenó al Ministerio de Defensa implicarse en las labores de extinción de los incendios forestales que azotan el este de Rusia, y el organismo castrense formó un grupo de diez aviones IL-76 y diez helicópteros Mi-8 para ayudar a combatir el fuego en la taiga.

    Por otra parte, tras la visita del primer ministro, Dmitri Medvédev, a los territorios afectados, el Gobierno ruso decidió destinar además casi 6.000 millones de rublos (unos 91 millones de dólares) para sofocar los incendios forestales.

    Pero más allá de las actuaciones de un gobierno, los incendios de Siberia, como los de la Amazonía y el resto del planeta, deberían ser tema de preocupación de toda la comunidad internacional. Solo con una mayor cooperación, más diálogo y actuaciones conjuntas es posible resolver un asunto del que depende la propia vida en la Tierra.

    Etiquetas:
    bosque, Siberia, Rusia, incendios forestales
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik