En directo
    Un iceberg en la Antártida (imagen referencial)

    La NASA emite una seria advertencia sobre la Antártida

    © Sputnik / V. Chistyakov
    Medioambiente
    URL corto
    0 81

    Una enorme grieta se está abriendo paso a través de la plataforma de hielo de Brunt, un enorme glaciar de dos veces el tamaño de Nueva York. La NASA advierte de que no se sabe qué pasará cuando la atraviese del todo, pero habrá muchas cosas en juego cuando ocurra.

    Entre ellas, lo que pasará con las instalaciones científicas y con los investigadores presentes en la Antártida desde 1955. La NASA alerta de que las grietas —una de ellas, enorme— son sobre todo visibles si se compara una imagen actual por satélite de la plataforma de Brunt y otra del 30 de enero de 1986.

    Imagen tomada el 23 de enero de 2019 desde el satélite de observación terrestre Landsat 8. En en centro de la imagen se puede ver la grieta.
    Imagen tomada el 23 de enero de 2019 desde el satélite de observación terrestre Landsat 8. En en centro de la imagen se puede ver la grieta.

    Una de las grietas que preocupa a los científicos es la conocida como grieta de Halloween, al norte de la plataforma. Sorprendió a los investigadores a finales de octubre de 2016, y continúa abriéndose paso hacia el este; una zona conocida como los montes de hielo de McDonald.

    Imagen tomada el 30 de enero de 1986 desde el satélite de observación terrestre Landsat 5.
    Imagen tomada el 30 de enero de 1986 desde el satélite de observación terrestre Landsat 5.

    Sin embargo, lo que más preocupa es la enorme grieta en el centro de la imagen, estable durante los últimos 35 años hasta que comenzó a atravesar aceleradamente la plataforma a un ritmo de cuatro kilómetros al año.

    Te puede interesar: Datos alarmantes: la Antártida pierde seis veces más hielo ahora que hace 40 años

    Actualmente esa grieta se encuentra ya a pocos kilómetros de los montes de hielo de McDonald y de la propia grieta de Halloween y cuando llegue hasta ellos, la zona del glaciar que se desprenderá será de, como mínimo, 1.700 kilómetros cuadrados. Si bien la NASA reconoce que se trata de un área no muy grande si se compara con el tamaño total de la Antártida, sí advierte de que podría tratarse de la mayor catástrofe jamás observada en la plataforma de Brunt desde que puso la vista sobre ella, en 1915.

    Una imagen detallada de la grieta que podría desprender gran parte de la plataforma de Brunt.
    Una imagen detallada de la grieta que podría desprender gran parte de la plataforma de Brunt.

    «El futuro inmediato de la plataforma de Brunt seguramente dependerá de dónde se encuentren y coincidan las fisuras existentes. Si coinciden hacia el sur de los montes de hielo de McDonald, es probable que la plataforma de hielo se desestabilice», advierte Joe MacGregor, uno de los expertos en glaciares de la NASA.

    Antártida: una mirada desde el pasado
    © Sputnik / I. Kouznetsova
    Las grietas, cada vez mayores, son preocupantes porque ponen en juego la seguridad de las personas que trabajan en la plataforma, sobre todo los investigadores de la base Halley del British Antarctic Survey. Se trata de una instalación desde la que se investigan las ciencias naturales, la atmósfera y el espacio, pero que ha sido cerrada dos veces en los últimos años debido, precisamente, a la inestabilidad del hielo. La estación también fue reconstruida y reubicada a lo largo de las décadas debido a ello.

    Chris Shuman, otro experto en glaciares de la NASA, señala que todavía no tienen claro por qué hay temporadas en las que se aceleran los desprendimientos de hielo como el de la plataforma de Brunt.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik
    Etiquetas:
    deshielo, iceberg, cambio climático, NASA, Antártida