23:46 GMT +314 Diciembre 2018
En directo
    Un Chevrolet Volt eléctrico se carga en un estacionamiento de General Motors (GM) en China,Shanghái

    París prohibirá los vehículos a diésel y a gasolina a partir de 2030… y no está sola

    © AFP 2018 / Peter Parks
    Ecología
    URL corto
    0 10

    La iniciativa, que se suma a otras alrededor del mundo, fue anunciada por la alcaldesa de la ciudad, Anne Hidalgo, el 12 de octubre.

    Se une a la restricción que la ciudad adoptará en 2024 según la cual no podrán circular vehículos diésel —más del 40% de los autos en Francia—, e implica que tanto autos como camiones y demás medios de transporte no puedan acceder a la ciudad de tener motor a combustión.

    El objetivo está claro: reducir la contaminación en la capital francesa y convertirla en una ciudad comprometida con la energía verde. Y es que los vehículos de combustión son los notables emisores de gases invernadero. Las autoridades francesas calculan que la contaminación es una de las principales causas de muerte en el país, solo por detrás del alcohol y del tabaco.

    La medida, prevista para 2024 —año en el que se celebrarán en París los Juegos Olímpicos— se une también al anuncio en julio de 2017 del presidente francés, Emmanuel Macron, de prohibir la venta de vehículos a diésel y a gasolina en Francia a partir de 2040.

    El Gobierno del actual presidente planea también levantar paulatinamente los estímulos fiscales por la compra de vehículos a diésel a partir del año que viene, cuyo objetivo fue en un principio animar a los franceses a apostar por el diésel frente a la gasolina, más contaminante, publica Fortune.

    Se espera que los objetivos de las autoridades francesas aumenten la presión en la industria del automóvil para que esta apueste por fabricar vehículos híbridos y eléctricos.

    El anuncio de la alcaldesa de París se une a otras iniciativas dirigidas a acabar con el diésel y con la gasolina.

    Alemania

    El Gobierno de Ángela Merkel planea reducir drásticamente las emisiones de monóxido de carbono para 2050. Así, para 2030 se espera que todos los vehículos nuevos sean eléctricos. En abril de 2017, Merkel ya anunció una subvención de 4.000 euros para la compra de este tipo de vehículos.

    También se espera que para 2020 se incremente el número de estaciones de carga alrededor del país germano. Actualmente, solo unos 175.000 vehículos en Alemania son o híbridos o completamente eléctricos.

    La India

    El ministro de Energía indio, Piyush Goyal, anunció en 2016 los planes del país de deshacerse de los vehículos de combustión para 2030. La India es el tercer importador de petróleo del mundo, lo que significa que eliminar los vehículos de combustión ahorraría al país unos 60.000 millones de dólares para 2030 y reduciría la polución de las ciudades, uno de los principales problemas de la India. Goyal también anunció que la medida vendrá acompañada de ayudas financieras del Estado durante los primeros dos o tres años.

    El Reino Unido

    El Reino Unido prohibirá la venta de vehículos a diésel y a gasolina en 2040 e irá más allá y prohibirá también la de híbridos.

    Su objetivo: mejorar la calidad del aire. Y es que según un informe del Gobierno británico son 40.000 las personas que mueren en el país como consecuencia de los altos niveles de polución.

    Los únicos vehículos que se librarán de la medida serán los caminos, las motocicletas y los vehículos agrícolas como tractores.

    Noruega

    El país nórdico se sumará a la lista de 'Estados verdes' en 2025, cuando prohíba la venta de autos a gasolina y a diésel. Se convertirá entonces en el primer país con una legislación de estas características.

    Actualmente el 24% de los vehículos que circulan en Noruega ya son eléctricos, algo que contrasta con los importantes yacimientos de petróleo del país.

    El fundador de Tesla, Elon Musk, felicitó al país cuando se hizo pública la noticia.

    Holanda

    El Gobierno holandés se ha propuesto que para 2030 todos los coches deban ser de cero emisiones. Según su primer ministro, Mark Rutte, se llevará a cabo una inversión de 100 millones de euros por apostar por infraestructuras para bicicletas en un país que cuenta ya con 18 millones y 17 millones de habitantes. De los autos a la venta en los Países Bajos, el 9,6% son eléctricos.

    China

    El gigante asiático se ha propuesto objetivos ambiciosos en cuanto a la transición hacia los vehículos eléctricos. Según los planes más moderados, una quinta parte del mercado de automóviles del país —el más grande del mundo— será ocupada por los vehículos 'verdes' para 2025 mientras el mayor fabricante de carros eléctricos del país, BYD, considera que China se deshará de los motores a combustión para la década de 2030.

    Lea más sobre el enfoque ruso, los carros híbridos: UAZ pone a prueba un vehículo híbrido para transportar cargaLada Vesta CNG sale al mercado ruso

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    El lado oscuro de la 'revolución del transporte eléctrico': prácticas laborales explotadoras
    Vehículos eléctricos: a la conquista de América Latina
    Moscú estrena estaciones de carga para vehículos eléctricos
    La India propone a Tesla Motors fabricar en su territorio coches eléctricos
    Primer coche eléctrico indio promete ser más rápido que el Tesla
    Etiquetas:
    coche eléctrico, la India, Noruega, Países Bajos, Alemania, Reino Unido, China, Francia