Widgets Magazine
En directo
    Futbolistas de Uruguay celebran un gol durante un encuentro amistoso

    El más campeón de América buscará recuperar el mejor nivel de sus estrellas en Brasil

    © REUTERS / Javier Calvelo
    Deporte
    URL corto
    Copa América de Brasil (95)
    0 20

    La selección de Uruguay, que obtuvo la Copa América en 15 oportunidades, mostrará en la Copa América el valor de su renovado mediocampo y espera que sus figuras Luis Suárez y Edinson Cavani estén inspiradas. Para el experimentado entrenador Óscar Tabárez, la Copa se juega sin "euforias infundadas".

    Dos goles de Diego Forlán y uno de un joven Luis Suárez sellaron la goleada 3-0 frente a Paraguay que, el 24 de julio de 2011, dio a Uruguay su última Copa América. Ese día, la selección uruguaya se consagró como la más laureada de América, al haber ganado el torneo en 15 oportunidades.

    Aquel campeonato fue uno de los puntos más altos de un proceso encabezado por  Óscar Tabárez, el experimentado entrenador que bate récords al permanecer en el cargo desde marzo de 2006. Su gestión logró volver a colocar a Uruguay en las Copas Mundiales de 2010, donde obtuvo el cuarto puesto, 2014 y 2018 de forma consecutiva.

    Tabárez también logró consolidar una generación de futbolistas de primer nivel internacional como el propio Suárez, figura clave del Barcelona, el goleador del París Saint-Germain Edinson Cavani o el zaguero Diego Godín, estandarte de una de las mejores épocas del Atlético Madrid y cuyo futuro parece estar en el Inter de Milán.

    Pero las estrellas no siempre garantizan triunfos y las últimas participaciones en Copa América no lograron convencer a los exigentes fanáticos uruguayos. En la edición disputada en Chile en 2015, Uruguay fue eliminada por el local en cuartos de final, en un encuentro en que los celestes se retiraron ofuscados con el arbitraje.

    La Copa América Centenario, organizada por EEUU un año después, se despidió de Uruguay apenas en la primera fase. Los dirigidos por Tabárez cayeron derrotados frente a México y Venezuela y solo pudieron vencer a la débil Jamaica.

    Durante la preparación, el entrenador fue fiel a su estilo y se mostró cauto en cuanto a las posibilidades de su selección. A pesar de que Uruguay sea el equipo más ganador en la historia del torneo, el entrenador remarcó ante la prensa uruguaya que "la historia nunca se escribe antes, [porque] los resultados sorpresa aparecen en todos los torneos y a todos los niveles".

    "Más allá de que hay una tradición histórica de algunos países, fundamentalmente en la Copa América, en la que estamos incluidos, es un hecho que ciertas distancias de épocas pasadas ahora no se dan así", advirtió.

    El uruguayo puso como ejemplo el crecimiento de selecciones como la de Venezuela o la de Bolivia. De hecho, elogió el planteo "digno" de los verdes en el amistoso que disputaron con Francia en París, a comienzo de junio.

    Tabárez también restó trascendencia al antecedente del 2011: "No me afilio mucho a ese vínculo con algo que pasó hace ocho años. Era quizás un grupo que estaba más evolucionado que éste en la afirmación de muchos futbolistas. Ahora en algunas partes del equipo tenemos gente muy joven, que si bien está jugando a gran nivel en medios importantes, su grado de consolidación lo van a determinar los partidos que van a jugar".

    Relacionado: Todo lo que tienes que saber sobre la Copa América de Brasil

    El entrenador hacía referencia al recambio que introdujo especialmente en el mediocampo, sector que se nutrió de varias figuras nuevas. En efecto, la Copa del Mundo de Rusia 2018 ya marcó el ingreso de varios mediocampistas jóvenes pero en equipos importantes como Rodrigo Bentancur, de la Juventus de Italia, Matías Vecino del Inter de Milán, Federico Valverde del Real Madrid, Nahítan Nández, de Boca Juniors de Argentina o Lucas Torreira del Arsenal inglés.

    El plantel también presenta interesantes recambios en la delantera: el ariete del Celta de Vigo Maxi Gómez, el delantero del Cruz Azul mexicano Jonhatan Rodríguez o el atacante del PSV holandés Gastón Pereiro.

    ​Muchas de las nuevas figuras ya ensayaron con la camiseta celeste en la última Copa del Mundo o en la serie de amistosos disputados luego del torneo. El proceso de preparación comenzó con preocupaciones, ya que tras una victoria frente a México los celestes encadenaron cuatro derrotas amistosas frente a Francia, Brasil, Japón y Corea del Sur.

    Los últimos meses mejoraron la racha, con dos victorias ante Tailandia y Uzbekistán para quedarse con la 'China Cup', y una goleada 3-0 a Panamá para despedirse en Montevideo antes de la Copa América.

    Vinculado: Las reglas que cambiarán el fútbol tal como lo conocemos se aplicarán ya en la Copa América

    En ese último partido marcó de tiro libre Luis Suárez, máximo goleador histórico de Uruguay. Su desempeño en la Copa América es una incógnita dado que acaba de recuperarse de una lesión en la rodilla que lo obligó a operarse en mayo y perder el final de la temporada con Barcelona.

    Cavani, la otra figura excluyente, tampoco tuvo un buen final de temporada al resentirse de una lesión en los primeros meses del año.

    Un contexto que hace que Tabárez se refugie en su cautela y asegure que Uruguay llega al torneo "con espíritu positivo pero sin euforias infundadas". El grupo 'C' no será sencillo: tras un debut con Ecuador, deberá medirse con Chile y Japón.

    Tema:
    Copa América de Brasil (95)
    Etiquetas:
    fútbol, Diego Godín, Edinson Cavani, Luis Suárez, Brasil, Uruguay, Copa América
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik