Widgets Magazine
En directo
    Bahía de Guanabara

    Los atletas de vela de Río 2016 deberían vacunarse contra la hepatitis, advierte biólogo

    © REUTERS / Sergio Moraes
    Deporte
    URL corto
    0 0 0

    A 460 días de los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro, el deplorable estado de las aguas de la Bahía de Guanabara, que acogerá las pruebas de vela en Río 2016, ha generado un gran debate desde que la Federación Internacional de Vela anunciase su intención de solicitar un traslado de las pruebas a alta mar.

    "En las aguas de la bahía nos encontramos las aguas fecales de millones de personas, deshechos incluso de origen hospitalario y la contaminación de toda el área industrial de Río de Janeiro", explicó Moscatelli, quien en los últimos meses se ha convertido en el activista más mediático de Río de Janeiro y principal crítico a la celebración de Río 2016 en la Bahía de Guanabara.

    En entrevista con Sputnik Mundo, el biólogo y profesor de gestión medioambiental, Mario Moscatelli, denunció que la Bahía de Guanabara "es desde hace 20 años la letrina de 7 millones de personas" y recomendó a los atletas olímpicos de vela competirán en sus aguas en agosto de 2016 de que se vacunen contra la hepatitis tipo A.

    Como el biólogo señala, la bahía es además el destino final de 55 ríos que atraviesan otros 16 municipios antes de llegar a su desembocadura y contribuir con aproximadamente 18.400 litros de aguas fecales por segundo, es decir, 1.589 millones de litros al día y 731.289 millones de litros hasta el inicio de Río 2016. Una circunstancia que controla a través del programa "Olho Verde" que registra fotografías de los vertidos en aguas de Río de Janeiro desde el aire.

    "Lo más grave respecto a la contaminación de la bahía es que los 10.000 millones de reales en préstamos para su limpieza en los últimos veinte años no han servido de nada", aseguró Moscatelli, quien calificó la Bahía de Guanaba como "el gran negocio del estado de Río de Janeiro, que consigue préstamos para descontaminar que acaban desapareciendo quién sabe donde".

    En cuanto a las posibilidades de conseguir reducir la contaminación hasta agosto de 2016, el activista señaló que "únicamente se solucionará el problema de los residuos sólidos con ecobarreras para que los regatistas no choquen contra un sofá o un neumático de los que flotan en la bahía", pero advirtió del serio peligro para la salud que supone navegar en la bahía en circunstancias de marea baja.

    "Cuando la marea baja la renovación de aguas es menor y es posible contraer desde una gastroenteritis o diarrea, micosis e incluso hepatitis", recordó Moscatelli, quien advierte a quienes disputarán competiciones en la Bahía de Guanabara de la "necesidad urgente de vacunarse contra la hepatitis de tipo A", algo que él mismo tuvo que hacer al iniciar sus estudios de las aguas de la bahía.

    Por último, Moscatelli opinó que las quejas de los atletas en Río 2016 será una "total vergüenza" y una muestra de la "poca credibilidad de las autoridades de Río de Janeiro", y hizo un llamamiento para atajar la contaminación de las lagunas de Jacarepaguá en las proximidades del Parque Olímpico de Barra da Tijuca.

    Etiquetas:
    JJOO de Río de Janeiro de 2016, Bahía de Guanabara, Río de Janeiro, Brasil
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik