En directo
    Defensa
    URL corto
    0 740
    Síguenos en

    Tras una serie de pruebas, el caza F-15E Strike Eagle de las Fuerzas Armadas de Estados Unidos se ha convertido en la primera aeronave en demostrar compatibilidad con la bomba nuclear B61-12.

    El Laboratorio Nacional de Sandia (SNL, por sus siglas en inglés) anunció que el caza de la Fuerza Aérea de EEUU concluyó con éxito una serie de pruebas de vuelo diseñadas para demostrar que el caza y la bomba atómica son compatibles.

    Una réplica de la bomba B61-12 sin el componente nuclear fue lanzada de un  F-15E Strike Eagle desde una altura superior a 7.600 metros. De acuerdo con el informe, tras 55 segundos en el aire, el proyectil golpeó y se incrustó en el lecho de un lago del área de impacto designada en Tonopah, un polígono de pruebas de SNL, en Nevada.

    Se llevó a cabo, además, una prueba de vuelo a menor altitud, esta a poco más de 300 metros. Según SNL, un F-15E volando una velocidad cercana a la del sonido lanzó una réplica de la bomba, la cual golpeó el área de impacto preestablecido unos 35 segundos después.

    "Hemos podido probar la B61-12 en todas las fases operativas, y tenemos una confianza extremadamente alta de que la B61-12 es compatible con el F-15E Strike Eagle", afirmó Steven Samuels, director del equipo de la B61-12 de SNL.

    Según Samuels, "los resultados hablan por sí mismos". Las pruebas cumplieron con todos los requisitos de rendimiento y de seguridad y fueron concluidas con precisión, apuntó el director.

    El Laboratorio Nacional de Sandia es uno de los tres laboratorios de investigación y desarrollo de la Administración Nacional de Seguridad Nuclear (NNS, por sus siglas en inglés) de EEUU. Está encargado del diseño y de la ingeniería de los componentes no nucleares de las reservas nucleares de Estados Unidos, incluida la bomba B61-12. 

    Las pruebas de compatibilidad entre el caza y la bomba son parte de un programa de la agencia para la extensión de la vida de la B61-12, en el marco del cual buscan "restaurar, reutilizar o reemplazar todos los componentes nucleares y no nucleares de la bomba para extender la vida útil de la B61 por al menos 20 años".

    La primera de esas bombas se puso en servicio de las FFAA estadounidenses hace cinco décadas. A lo largo de los años, el arma —que mide aproximadamente unos tres metros y medio y pesa cerca de 375 kilogramos— se modernizó y perfeccionó numerosas veces.

    La NNSA ha declarado que las primeras bombas B61 restauradas se fabricarán en el año fiscal de 2022. Además del F-15E, se emplearán con el bombardero estratégico B-2, el caza F-16C/D y, en el futuro, el caza F-35 de quinta generación, así como las "aeronaves de los aliados".

    Etiquetas:
    bomba nuclear, B61-12 (bomba nuclear), bomba atómica, F-15, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook