En directo
    Defensa
    URL corto
    51851
    Síguenos en

    Los cazas interceptores rusos MiG-31 modernizados y equipados con nuevos misiles de largo alcance crean "una gran amenaza" para las aeronaves enemigas, aseguran los autores del artículo del medio estadounidense Military Watch.

    Actualmente, la versión más avanzada es el MiG-31BSM. Tiene uno de los sistemas de radar más potentes. Hasta que el Su-57 esté plenamente operativo, el MiG-31 sigue siendo la aeronave rusa más capaz en la categoría aire-aire, observa el medio.

    La instalación de los misiles R-33S modernizados permitió al MiG-31 operar a un alcance de 300 kilómetros, que "es tres veces más que el del AIM-120C utilizado por la mayoría de los modernos cazas occidentales".

    Mientras tanto, el R-77 fue desarrollado para reemplazar al R-27 y mantiene un alcance de 110 km. El misil adquirió un sistema de guía activa por radar y un peso muy ligero en comparación con el armamento original del MiG-31.

    A su vez, el R-37M en su versión actualizada recibió sistemas de guerra electrónica mejorados, un motor más eficiente y se volvió mucho más ligero, lo que permitió usarlo en otros aviones, como el Su-57, el MiG-35 y el Su-35.

    El Foxhound (según la designación de la OTAN) en su forma más moderna conserva un alcance de rastreo muy superior al de otros cazas rusos, y probablemente al de cualquier otra aeronave equipada para el combate aire-aire en el mundo, señalan los autores. Por lo tanto, el desarrollo de nuevos misiles de largo alcance para equipar la aeronave sigue siendo una posibilidad considerable para aprovecharla al máximo.

    El Kremlin ha reiterado en numerosas ocasiones que Rusia no amenaza a nadie y que desarrolla su arsenal militar solo con fines defensivos.

    Etiquetas:
    modernización, misiles, interceptores, avión de caza, MiG-31
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook