En directo
    Equipo de combate de delfines crimeos

    Kiev acusa a Rusia de matar a los delfines de combate en Crimea

    © Sputnik /
    Defensa
    URL corto
    6427

    Los delfines de combate pertenecientes a la Armada de Ucrania dejaron de obedecer a los militares rusos, rechazaron la comida y murieron de hambre después de que Crimea pasara a formar parte de Rusia, declaró el portavoz permanente del presidente ucraniano en la península, Boris Babin.

    "Es muy triste que muchos militares ucranianos que estaban desplegados en Crimea en 2014 se comportaran respecto a su juramento de fidelidad [a Ucrania] peor que estos delfines", agregó Babin en una entrevista concedida al medio de comunicación Obozrevatel.

    Según Babin, tras la reunificación de Crimea con Rusia los militares rusos se hicieron con todos los equipamientos militares que estaban situados en Sebastopol, incluidos los silbatos especiales que ayudaban a los soldados ucranianos a comunicarse con los delfines.

    Los políticos rusos y ucranianos entrevistados por Sputnik criticaron duramente las declaraciones de Babin.

    El diputado de la Duma Estatal —Cámara Baja del Parlamento ruso—, Dmitri Belik, considera que casi todos los delfines de combate que se quedó Ucrania tras el desplome de la URSS fueron vendidos o murieron antes de que Crimea pasara a formar parte de Rusia.

    "Actualmente Ucrania está borrando las huellas de su negligencia con los delfines. Su programa de adiestramiento fue cerrado por falta de recursos y los delfines fueron vendidos a compradores privados. Entre 1995 y 2014 los mamíferos que habían sido entregados a Ucrania trabajaron en delfinarios privados y no se dedicaron a tareas militares", aseveró Belik a Sputnik.

    Por su parte el político y activista ucraniano Vladímir Oléinik comentó que las declaraciones de Babin son un disparate.

    "Yo estaba en este delfinario durante la época de la URSS [que dependía militarmente de Sebastopol] y tras su desplome. Los vi y vi las condiciones en la que estos delfines trabajaban. Sinceramente murieron por otras causas, posiblemente biológicas", destacó Oléinik.

    El político considera que Kiev ve 'la mano de Moscú' detrás de todo lo que pasa, especialmente detrás de los eventos trágicos.

    "Como si estos delfines vivieran y estuvieran felices si Poroshenko fuera presidente de Crimea pero cuando llegaron otras autoridades empezaron a echarle tanto de menos que murieron de pena. Es un disparate. Pero esta tontería se divulga", recalcó el político.

    De acuerdo con el interlocutor de Sputnik, las personas sensatas de Ucrania entienden que sus autoridades no pueden ofrecerles otra cosa que rumores que no tienen nada que ver con la realidad.

    ¿Murieron realmente los delfines?

    Lev Mujamétov, del Instituto de Ecología y Evolución Severtsov de la Academia Rusa de Ciencias, participó en el transporte de estos animales de combate desde el delfinario militar de Sebastopol y niega rotundamente las informaciones sobre su muerte.

    "Pura estupidez y sucias mentiras. Desde hacía muchos años y hasta el año 2014, en el delfinario militar de Ucrania los delfines de combate no se dedicaban a nada militar. Solo había terapia con delfines. El delfinario estaba en una situación financiera muy difícil y era su forma de ganar un poco de dinero. Cuando en 2014 hubo un cambio de poder, nuestros especialistas militares se negaron a trabajar con los viejos animales, porque todos eran de edad muy avanzada. Además, quedaban muy pocos ejemplares. Por lo tanto, todos los animales viejos —cuatro delfines nariz de botella y un león marino— fueron donados a la Academia de Ciencias, concretamente al Instituto de Ecología y Evolución Severtsov", declaró Mujamétov al diario Izvestia.

    Esta institución no se ubica en Crimea, sino en Moscú.

    Según el científico, el destino de los animales fue muy distinto al que denuncia Kiev: algunos murieron de viejos, mientras que otros continúan con vida.

    Mujamétov también explicó que los especialistas rusos se vieron obligados a remodelar el acuario militar de Sebastopol y reparar las piscinas durante el primer año tras la reunificación de Crimea con Rusia.

    Además, el Instituto de Ecología y Evolución Severtsov lleva a cabo un programa para aportar nuevos ejemplares al grupo de delfines de combate de Crimea.

    Empleados del Instituto de Ecología y Evolución Severtsov en 1980 en la región de Krasnodar
    © Sputnik / Valeri Shustov
    Empleados del Instituto de Ecología y Evolución Severtsov en 1980 en la región de Krasnodar
    "Desde 2015 este acuario en la Bahía Cosaca de Sebastopol recibió permiso para capturar nuevos delfines nariz de botella del mar Negro. En 2016 capturamos siete y en 2017, cinco. Este año no vamos a atrapar ninguno, pero sí en 2019, cuando esperamos disponer de un nuevo grupo", informó Mujamétov.

    Crimea pasó a formar parte de Rusia en marzo de 2014 a raíz de un referéndum en el que el 96,77% de la población votó a favor de la reunificación.

    Además: Rusia dice basta a las mutilaciones de delfines por pescadores ucranianos cerca de Crimea

    Además:

    La sirena rusa: Poklónskaya nada con delfines en Crimea (fotos)
    Mejor que delfines: Buceadores militares rusos retornan a Crimea
    Delfines adiestrados en Crimea ayudarán a localizar minas en el mar Negro
    Rusia dice basta a las mutilaciones de delfines por pescadores ucranianos cerca de Crimea
    Etiquetas:
    delfines, URSS, Crimea, Ucrania, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik