16:00 GMT24 Septiembre 2020
En directo
    Defensa
    URL corto
    26904
    Síguenos en

    La filtración de información sobre el novedoso sistema de misiles Sarmat en 2007 fue intencional y estaba destinada a Estados Unidos, declaró a Sputnik una fuente militar.

    "Ya hemos hablado de que la creación de un sistema de defensa antimisiles global por parte de Washington no conducirá a nada, además, en 2007, dejamos con toda intención filtrar información sobre el sistema de misiles estratégicos Sarmat, todavía en producción", señaló.

    En esta filtración no había ninguna información exacta sobre la elaboración del misil de crucero propulsado por energía nuclear; se tomaron todas las medidas para preservar el secreto, agregó.

    "Pero todas las pruebas necesarias para esta arma se llevaron a cabo en su totalidad", señaló la fuente, que quiso mantenerse en el anonimato. Según el especialista en temas militares, sobre la base de estos resultados se puede afirmar que el proyecto está "pulido y completado".

    "Es hora de que Occidente acepte este nueva realidad y deje de hablar sobre su sistema de defensa antimisiles y otras armas del pasado. Nadie, excepto Rusia, tiene armas hipersónicas", concluyó.

    Le puede interesar: Los misiles rusos frustran los planes de EEUU

    Al dirigirse ante la Asamblea Federal de Rusia, el presidente Vladímir Putin habló sobre las últimas armas desarrolladas en Rusia. El complejo de misiles estratégicos Sarmat deberá reemplazar a Voevoda, creado en la era soviética. Según el mandatario, el Sarmat prácticamente no tiene límites de alcance, es capaz de atacar objetivos tanto cruzando el polo norte como el polo sur.

    Además:

    "Escúchennos ahora": Putin presenta novedosas superarmas rusas (vídeos)
    Las fuerzas estratégicas alcanzan un nuevo nivel: así aprieta Rusia su 'puño nuclear'
    Sarmat, el sistema ruso que se enfrenta al escudo antimisiles de Occidente
    Etiquetas:
    filtración, sistema de misiles, Sarmat, EEUU, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook