En directo
    Defensa
    URL corto
    3432
    Síguenos en

    La nueva bomba Drel —Taladro, en ruso— de aproximadamente 500 kilos entrará próximamente en servicio del Ejército de Rusia.

    Vladímir Lepin, director general del consorcio Techmash, comunicó al periódico ruso Izvestia que los ensayos del nuevo artefacto empezaron ya en 2016, y que continuarán de acuerdo con el programa aprobado por el Ministerio de Defensa de Rusia, que es el principal comprador del arma. Todas las pruebas finalizarán en 2018 y, posteriormente, el 'Taladro' pasará a completar el arsenal del Ejército ruso.

    El Drel es el nuevo modelo de una bomba planeadora cuyo casco pesa 500 kilógramos. Este proyectil puede planear durante varias decenas de kilómetros y neutralizar equipos pesados enemigos.

    El avión armado con este proyectil puede evitar entrar en la zona defendida por el sistema de defensa antiaérea del adversario y ahorrarse el riesgo de ser derribado. Sin embargo, los radares enemigos serán prácticamente incapaces de distinguir esta bomba. Tras separarse de su portador, el Drel puede eliminar blancos situados a más de 30 kilómetros.

    Anteriormente, Yuri Borisov, viceministro de Defensa de Rusia, declaró que el 'Taladro' completará el arsenal de las aeronaves que forman parte de la aviación operacional-táctica.

    Lea también: Rusia presenta al mundo una bomba antisubmarina que se suspende en el aire

    Además:

    Shkval, el armamento naval ruso que se adelanta a su tiempo
    La primera bomba nuclear soviética y cómo cambió el destino de la URSS y del mundo
    Putin: Rusia suministró armamento a 59 países en 2017
    Etiquetas:
    bombas, defensa, industria militar, tecnología, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook