23:47 GMT +317 Noviembre 2019
En directo
    El ejercicio ruso-chino Cooperación Naval 2017

    La flota china, 'dando la lata' a EEUU en el océano mundial

    © Sputnik / Vitaly Ankov
    Defensa
    URL corto
    8582
    Síguenos en

    Esta semana se desarrolla la segunda fase del ejercicio ruso-chino Cooperación Naval 2017. Según los analistas extranjeros, el objetivo principal de estas maniobras es mostrar a Occidente el acercamiento entre Rusia y China, así como dejarle claro a EEUU que ha perdido el monopolio para solucionar los problemas en la región.

    No obstante, para China, la participación en el ejercicio conjunto es más bien un nuevo paso importante en el desarrollo de su propia flota, asegura Iliá Plejánov, columnista de Sputnik.

    "En los últimos años, los marineros chinos están aprendiendo activamente a operar en aguas desconocidas para ellos. Por lo tanto, necesitan la inapreciable experiencia de Rusia, sobre todo, cuando el país eslavo está dispuesto a compartirla", opina el analista.

    Al mismo tiempo, el desarrollo de la Armada china y la nueva geografía de sus acciones provocan serias preocupaciones en Washington. Los chinos no se limitan a los ejercicios con Rusia y aumentan gradualmente su presencia naval en todas las direcciones, añade el autor.

    Lea más: El mensaje de Moscú y Pekín para Occidente

    El océano político

    El principal logro de China en la expansión de su presencia naval es la apertura de su primera base naval extranjera en Yibuti. Según la versión oficial, la base es necesaria para mantener a los buques chinos que están luchando contra los piratas en el Golfo de Adén.

    Sin embargo, la Marina de la India asegura que Pekín utiliza el Golfo de Adén como campo de entrenamiento para sus marineros. Al mismo tiempo, destaca la actividad de los submarinos chinos, cuyas tripulaciones van conociendo el Océano Índico y recopilando información sobre el entorno operativo, las condiciones de navegación y las acciones de las fuerzas navales de otros países.

    Los expertos califican el acercamiento entre la India y EEUU como un intento por parte de los estadounidenses de contener la expansión de la Marina China.

    "Si en el noreste de Asia Japón está vigilando a la flota china, en el océano Índico, EEUU quiere asignar esta misión honorable a la India", comenta el columnista.

    Mientras tanto, la perspectiva de la entrada de la Armada del gigante asiático en el Atlántico se convierte en un verdadero dolor de cabeza para EEUU. En particular, se trata de las recientes negociaciones entre China y Haití sobre inversiones de miles de millones de dólares y el desarrollo de la infraestructura portuaria en el Caribe.

    "EEUU está muy preocupado de que China logre llegar a un acuerdo sobre una base en América Latina y la costa este de África, por ejemplo, en Namibia".

    Lea también: Desvelan estructuras subterráneas secretas en la base militar china en África (fotos)

    La amenaza a la hegemonía

    Plejánov observa que los estadounidenses entienden perfectamente que China no solo envía sus buques en viajes largos, sino que también presta atención a su calidad y cantidad. Un informe especial del Congreso de EEUU de 2017 señaló que si en 2008 China solo tenía un submarino capaz de lanzar misiles balísticos, el año pasado ya tenía cuatro.

    En la primavera de 2017, el país asiático lanzó el primer portaviones de fabricación propia, que se pondrá en servicio de la flota en 2020. En los últimos tres años, China recibió 31 corbetas y sigue construyendo varias más. Solo el año pasado, la flota recibió 18 nuevos buques, incluyendo un destructor, tres fragatas con misiles guiados y seis corbetas.

    Lea más: China agrega un buque 'monstruoso' a su floreciente flota militar (foto)

    El Pentágono señaló que además del portaaviones y las corbetas, China está desarrollando drones marítimos, minas, submarinos, sensores, aviación naval, medios de guerra electrónica y buques anfibios. El país invierte en el desarrollo de la logística naval, la formación de marineros y formula doctrinas militares.

    Los analistas estadounidenses están seguros de que China, a través del desarrollo de sus fuerzas navales, intenta neutralizar la influencia estadounidense en el Pacífico occidental y establecerse como una de las principales potencias marítimas del mundo. El despliegue de submarinos con misiles balísticos en cualquier parte de las islas hawaianas le permitiría realizar ataques contra todo el territorio de Estados Unidos y hacer sus correcciones del concepto actual de disuasión nuclear global, concluye Plejánov.

    Además:

    Temblando de miedo: ¿teme el Pentágono al poder militar de China?
    China le gana terreno a EEUU en África
    Así sería el enfrentamiento entre portaviones de EEUU y China
    El dragón alza el vuelo: China, a punto de entrar en el club de las superpotencias nucleares
    La 'espina dorsal' de la Armada estadounidense está en apuros
    Etiquetas:
    flota, océano, potencia, maniobras, Cooperación Marítima 2017, Armada del Ejército Popular de Liberación, EEUU, China, Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik