00:53 GMT +320 Octubre 2018
En directo
    Sistema antimisiles THAAD

    Rusia y China se oponen al despliegue de antimisiles estadounidenses en Corea del Sur

    © Foto: US Missile Defense Agency
    Defensa
    URL corto
    121

    MOSCÚ (Sputnik) — Moscú y Pekín están en contra del despliegue del escudo antimisiles estadounidense en Corea del Sur, declaró el ministro de Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov.

    "Junto con los socios chinos nos mostramos de manera consecuente en contra de estas ideas peligrosas del Pentágono", dijo Lavrov en una entrevista concedida al diario ruso AiF.

    Explicó que "el potencial de sistemas antimisiles de EEUU, incluidos los sistemas THAAD, sin duda alguna afecta nuestras fuerzas estratégicas e influye negativamente en la seguridad no solo de Rusia, sino de China y de otros países".

    "Nos dicen que los sistemas antimisiles estadounidenses apuntarán exclusivamente contra los cohetes norcoreanos, pero cuando se trata de las armas, que también forman parte del sistema estratégico global como el escudo antimisiles, es necesario tomar en consideración los potenciales y no las intenciones", agregó Lavrov.

    El sistema THAAD (siglas en inglés de Defensa Terminal de Área a Gran Altura) está diseñado para interceptar misiles balísticos a una altura de entre 40 y 150 kilómetros.

    Lea más: "Corea del Sur se arrepentirá del despliegue del THAAD"

    Tanto Washington como Seúl afirmaron que el THAAD solo pretende contrarrestar la amenaza norcoreana, pero Pekín y Moscú sospechan que en el fondo EEUU busca monitorear sus defensas.

    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik

    Además:

    Moscú: el despliegue del THAAD en Corea del Sur puede provocar la carrera armamentista en la región
    Moscú advierte las posibles consecuencias del despliegue del THAAD en Corea del Sur
    Pese al rechazo de China y Rusia, EEUU intenta acelerar el despliegue del THAAD
    Etiquetas:
    seguridad, amenaza nuclear, THAAD (sistemas antimisiles), Serguéi Lavrov, Corea del Sur, EEUU, Rusia, China