En directo
    Cultura
    URL corto
    0 130
    Síguenos en

    Un equipo internacional de arqueólogos ha encontrado una imagen de colores de un leopardo pintada en la tapa de madera de un sarcófago durante las excavaciones en Asuán Occidental, en Egipto.

    La tumba donde estaba el hallazgo representa una gran sala con unos 30 cuerpos enterrados en el siglo II a.C. Forma parte de la necrópolis de más de 300 tumbas en la orilla occidental del río Nilo en Asuán.

    Cerca de los cuerpos había muchos objetos, incluyendo sudarios de estuco pintados con oro, una cama funeraria, partes de sarcófagos, una camilla para las momias y muchas vasijas de cerámica.

    En uno de los sarcófagos había un leopardo pintado, un símbolo de fuerza que tenía que proteger a la persona fallecida durante el viaje a la otra vida.

    Aunque el leopardo es un símbolo frecuente en Egipto, "es muy raro encontrarlo pintado", explicó Patrizia Piacentini, la jefa de la misión arqueológica de la Universidad Estatal de Milán.

    ​Para limpiar la imagen los arqueólogos tuvieron que realizar un trabajo muy delicado, porque la pieza de madera del siglo II a.C. era muy frágil.

    "La arena se había deslizado a través de las fibras, así que decidimos separar el estuco para salvar el diseño. Fue una operación muy delicada que nos hizo contener la respiración", indicó.

    Las piezas serán recompuestas por los expertos italianos, quienes, tras una restauración virtual inicial, pronto comenzarán la real en los laboratorios de Asuán.

    Etiquetas:
    momia, sarcófago, Antiguo Egipto
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook