En directo
    Cultura
    URL corto
    El coronavirus chino se extiende por el mundo (306)
    0 32
    Síguenos en

    ROMA (Sputnik) — El escritor norteamericano Dean Koontz profetizó el brote del coronavirus en su novela 'Los ojos de la oscuridad', publicada en 1981, comunicó este miércoles el portal Adnkronos.

    "Un científico chino de nombre Li Chen huyó a Estados Unidos, llevando en un disquete una copia del arma biológica china más importante y peligrosa de la década. La llaman 'Wuhan-400', porque fue desarrollada en los laboratorios de RDNA cerca de la ciudad de Wuhan", se lee en la novela, citada por Adnkronos.

    Más adelante el escritor dice que "Wuhan-400 es un arma perfecta" porque "afecta tan sólo a los seres humanos".

    Aún más sorprendente resulta la afirmación del autor de que "hacia 2020 una grave neumonía se propagará en el mundo entero" y que esta enfermedad "es capaz de resistir a todos los tratamientos conocidos".

    Sin embargo, el periodista informático italiano Paolo Attivissimo destacó en su blog personal que en la versión original de la novela publicada en 1981 se mencionaba la ciudad soviética de Gorky y el virus se denominaba 'Gorki-400'.

    Después del desmantelamiento de la URSS a la ciudad Gorky se le devolvió el nombre histórico de Nizhni Novgorod, con lo cual en la edición de la novela de 1996 Koontz cambió el nombre de la ciudad con el de Wuhan.

    Attivissimo observó que no es el único caso en el que un escritor supo "predecir" catástrofes que ocurrieron más tarde.

    Por ejemplo, en 1898, catorce años antes de la tragedia del Titanic, el escritor estadounidense Morgan Robertson describió en su novela El naufragio del Titán el hundimiento de un barco transatlántico en el norte del Océano Atlántico después de chocar con un iceberg.

    Tema:
    El coronavirus chino se extiende por el mundo (306)
    Etiquetas:
    enfermedad, epidemia, coronavirus en América Latina, coronavirus en España, coronavirus de Wuhan
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook