Widgets Magazine
16:31 GMT +317 Octubre 2019
En directo
    El retrato más canónico de José de San Martín (ilustración)

    Maestro de la guerra e innovador militar: así era San Martín, el prócer de Argentina

    CC0 / Instituto Nacional Sanmartiniano / Portrait of José de San Martín, raising the flag of Argentina
    Cultura
    URL corto
    Por
    6255
    Síguenos en

    José de San Martín fue un brillante maestro de soldados y sus gestas militares fueron decisivas en las revoluciones que llevaron a la independencia de Argentina, Chile y Perú del control de la corona española. Por esto es considerado padre de varias patrias y Libertador de América.

    A pesar de que el Gobierno argentino se deshizo de los símbolos y personajes históricos de la moneda local y de que los billetes de cinco pesos con el rostro de José de San Martín están camino de la desaparición, el recuerdo del más importante héroe nacional se mantiene vivo en la memoria colectiva y de quienes defienden el latinoamericanismo.

    "José Francisco de San Martín es el más grande de los argentinos. Fue uno de los libertadores, junto con Simón Bolívar y Bernardo O'Higgins, 'de medio continente', como dice la Marcha de San Lorenzo [canción patriótica en su honor], y en los tres países participó del proceso independentista, no solamente a nivel militar sino también político", dijo a Sputnik el historiador Ricardo Colimodio, autor de varios libros sobre el prócer.

    San Martín nace en Yapeyú, un pueblo ubicado en lo que es hoy la provincia argentina de Corrientes. Desde muy joven viaja a España, de donde era oriundo su padre y allí es educado en escuelas para nobles. Se forma en la carrera militar e ingresa en el ejército español. Regresa al Virreinato del Río de la Plata a los 34 años, con el grado de teniente coronel, para unirse a la causa independentista de las Provincias Unidas.

    ¿Por qué maestro de la guerra e innovador militar?

    Crea el Regimiento de Granaderos a Caballo, un cuerpo de élite, a semejanza de los que había en Europa, con tácticas militares napoleónicas, hombres de los que se encarga personalmente de adiestrar en el uso de la lanza y el sable. Si bien en Argentina había muy buenos jinetes, no había buenos soldados capaces de manejar las armas y las estrategias de guerra, contó el miembro de la Academia Nacional Sanmartiniana.

    "San Martín fue un maestro para la mayoría de los combatientes por la independencia, incluso le dio clases al creador de nuestra bandera, Manuel Belgrano, dándole consejos, y fue de estos granaderos, una especie de academia militar, de donde salieron excelentes soldados que se instalaron en todo el continente", dijo Colimodio.

    Su ejército se encargó en primer lugar de la resistencia a las invasiones realistas provenientes de la Banda Oriental, en la célebre batalla de San Lorenzo, en la actual provincia argentina de Santa Fe. Luego reemplaza a Belgrano como general del Ejército del norte, en los territorios de que hoy son Jujuy y Salta, defensa que luego continuaría Martín Miguel de Güemes.

    Cruce de los Andes y lucha continental

    Luego de ser nombrado gobernador de la región de Cuyo, con sede en la actual provincia argentina de Mendoza, realiza su "obra cumbre", que fue el cruce de la Cordillera de los Andes de Argentina a Chile, una gesta heróica que se estudia en diversas academias militares del mundo, en la que su ejército de casi 5.000 hombres cruzó las cuatro cadenas montañosas, con alturas de 6.000 metros. 

    "Además de la logística, pone en marcha un plan de inteligencia fantástico que se llamó la 'Guerra de Zapa', donde hizo creer al enemigo que iba a ser atacado por cinco pasos, entre los que dividió su ejército, para ser atacado por sorpresa por uno principal", dijo el historiador. El plan incluyó un importante trabajo de infiltración y espionaje para desinformar y crear confusión en las filas realistas, además de la creación de milicias guerrilleras para la insurrección anticipada.

    San Martín sabía que era imposible llegar por tierra a Lima, capital del Virreinato del Perú, por lo que, luego de la liberación de Chile, utiliza una flota para atacar el centro del poder español en Sudamérica y declarar la independencia. Después de la célebre entrevista en Guayaquil con Simón Bolívar, culmina su carrera militar y le cede su ejército.

    Retiro en Europa como referente político

    Al regreso a Mendoza, quiere regresar a Buenos Aires a reencontrarse con su esposa, que estaba enferma y quien muere al poco tiempo. Las internas políticas y las disputas entre unitarios y federales llevan al país a la guerra civil y San Martín, asediado por rumores de un posible asesinato, decide radicarse en Europa para atender la educación de su hija.

    "Allí comienza su período de ostracismo voluntario, en el que primero se radica en Bruselas porque era más barato que París. San Martín no se va rico sino con algunos devaluados pesos. Lleva una vida tranquila, era un hombre muy austero, pero no pasa a ser un hombre jubilado sino a transformarse en un referente político de toda América", dijo Colimodio.

    San Martín murió en Boulogne-sur-mer, en la costa norte de Francia, el 17 de agosto de 1850, a los 72 años. Sus restos fueron repatriados recién 30 años después y hoy yacen en la Catedral Metropolitana de Buenos Aires.

    Etiquetas:
    independencia, prócer, José de San Martín, Argentina
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik