En directo
    Ciencia
    URL corto
    0 30
    Síguenos en

    MOSCÚ (Sputnik) — Un grupo de científicos australianos descubrieron que las personas recuperadas del coronavirus mantienen la memoria inmunológica al patógeno ocho meses después del contagio, según informó la Universidad Monash de Australia.

    "La investigación es una prueba contundente de que es probable que las vacunas contra el virus SARS-CoV-2 puedan funcionar durante un largo período de tiempo", dice el comunicado.

    Investigaciones realizadas antes mostraron que los primeros anticuerpos al coronavirus desaparecían varios meses después, lo que puso en duda la eficacia de la vacunación.

    Los científicos australianos descubrieron que las células B de la memoria inmunológica recuerdan el virus, así como pueden poner en marcha la producción de anticuerpos si el patógeno vuelve a entrar en el organismo.

    Las células B de todos los pacientes que participaron en la investigación no solo se mantuvieron sino que también se encontraban en el organismo ocho meses después del contagio.

    "Esos resultados son importantes porque muestran definitivamente que los pacientes infectados con el virus de COVID-19 en realidad se mantienen inmunes al virus y a la enfermedad", dijo Menno van Zelm, profesor asociado en la Universidad Monash.

    La investigación de los científicos australianos da esperanza de que las vacunas desarrolladas puedan garantizar un largo período de protección.

    Desde el 11 de marzo, la Organización Mundial de la Salud califica como pandemia la enfermedad COVID-19 causada por el nuevo coronavirus SARS-CoV-2 detectado a finales de 2019.

    Etiquetas:
    ciencia, Austria, inmunidad, coronavirus
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook