En directo
    Ciencia
    URL corto
    0 60
    Síguenos en

    Unos científicos japoneses han encontrado una rara especie de crustáceo cimotoido en la boca de un tiburón de aguas profundas que es parte de la colección de un museo desde hace casi dos décadas.

    Los cimotoidos son una familia de crustáceos parásitos. Existen más de 300 especies distintas de ellos, las cuales parasitan una amplia variedad de peces, desde los que viven en aguas dulces hasta los que habitan las profundidades de los océanos. Varias especies de cimotoidos de aguas profundas todavía permanecen poco estudiadas, en particular, debido a la dificultad de realizar muestreos de estas aguas.

    El animal en cuestión, encontrado por Ryota Kawanishi y Shinpei Ohashi, de la Universidad de Hokkaido, es de la especie Elthusa splendida, la menos estudiada de todos los  cimotoidos de aguas profundas. En total, solamente cinco ejemplares han sido catalogados y descritos, en 1981. Fueron encontrados en un galludo cubano, un escualo de aguas profundas, capturado en el sur de Brasil. Desde entonces no existen otros registros oficiales de estos animales.

    Los científicos nipones descubrieron el raro parásito mientras estudiaban unos peces en el Centro de Ciencias Pesqueras del Museo de la Universidad de Hokkaido. El espécimen fue encontrado en un galludo japonés, también un tiburón de aguas profundas, capturado en el mar de China Oriental en junio de 2003 y conservado en formol desde entonces.

    Los científicos han identificado al Elthusa splendida al comparar las características morfológicas del crustáceo que encontraron con la descripción original de la especie. El animal se examinó utilizando un sistema de medición tridimensional computarizado. La secuenciación de ADN no se utilizó para la identificación, ya que los datos genéticos de la muestra original se desconocen.

    El hallazgo, publicado en la revista científica Species Diversity, es importante ya que muestra lo amplia que es la distribución del Elthusa splendida. Los científicos también han confirmado que el crustáceo encontrado difiere de la mayoría de los otros animales de su especie, ya que parasita la boca del hospedador, en lugar de las branquias. Además, incluso entre los cimotoidos que parasitan la boca, Elthusa splendida es una de las raras especies que se adhieren al paladar de su víctima.

    Etiquetas:
    parásitos, museo, tiburones, mundo animal, animales
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook