En directo
    Ciencia
    URL corto
    0 651
    Síguenos en

    El descubrimiento fue hecho cuando el escolar, acompañado de su madre, asistió a una expedición de fanáticos de los dinosaurios y encontró restos fósiles de un enorme ictiosaurio que habitaba los océanos hace millones de años.

    Dmitri Sirenko halló el fósil en la costa de la isla Russki en la región rusa de Primorski y un par de paleontólogos confirmó que las marcas en las piedras descubiertas por el niño eran huellas de un reptil marino prehistórico.

    Посмотреть эту публикацию в Instagram

    Публикация от Жизнь Приморского океанариума (@primocean_aquarium)

    "Amo mucho a los dinosaurios y siempre he soñado con encontrar los huesos de un dinosaurio real. Estaba mirando las piedras todo el tiempo y preguntándole a mamá. '¿Tal vez es uno?', dije donde estábamos jugando con mi hermana a la orilla y encontramos esta piedra inusual", dijo Dmitri.
    Посмотреть эту публикацию в Instagram

    Публикация от Жизнь Приморского океанариума (@primocean_aquarium)

    El fósil pertenecía a la caja torácica del ictiosaurio y se presume que la columna vertebral podría estar intacta.

    "Todavía no sabemos si hay fragmentos de cráneo en las rocas. ¡Eso hubiera sido absolutamente increíble! Aunque este ictiosaurio podría haber perdido la cabeza hace 250 millones de años", dijo el paleontólogo Yuri Bolotski.

    Los restos de la gigantesca criatura fueron transportados para su posterior estudio. Los expertos deberán cortar la roca con cuidado y capa por capa para verificar si hay restos del cráneo de este dinosaurio, considerado uno de los más grandes que haya habitado en la Tierra.

    Etiquetas:
    Rusia, dinosaurios
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook