En directo
    Ciencia
    URL corto
    0 621
    Síguenos en

    Se cree que para sobrevivir en el desierto los camellos almacenan agua en sus jorobas. ¿Es esto cierto? Pues resulta que no es así.

    Contrariamente a lo que se cree, los camellos solo almacenan grasa en sus jorobas

    "Tienen que sobrevivir las estaciones secas cuando la comida y el agua son escasas", explica Rick Schwartz, un supervisor de cuidado de animales y portavoz nacional del zoológico de San Diego. 

    Cuando hay comida disponible, los camellos comen suficientes calorías para acumular grasa en sus jorobas y así poder sobrevivir largos períodos de tiempo en los que la comida es escasa. Con una joroba llena, un camello puede pasar hasta cuatro o incluso cinco meses sin comer, aclara Schwartz. 

    Tras este período de escasez, las jorobas se desinflan como globos de aire y hace falta llenarlas de nuevo. También cabe destacar que estos animales nacen sin joroba y la empiezan a formar solo al tener de 10 meses a un año de edad. 

    Hay dos especies de camellos. Los camellos bactrianos (Camelus bactrianus) viven en partes del oeste de China y Asia Central y tienen dos jorobas. Los camellos árabes (Camelus dromedarius) son más comunes y solo tienen una. No obstante, la joroba adicional no permite a los camellos bactrianos estar más tiempo sin comida.

    Pero ¿por qué la grasa no se almacena alrededor de sus estómagos y lados, como en otros animales? Una teoría es que al ser altas y estrechas las jorobas, los camellos están expuestos a menos luz solar y menos calor.

    ¿Y cómo hacen frente a la escasez de agua? Los camellos pueden beber hasta 114 litros de agua de una sola vez, excretan heces secas para retener el agua y sus riñones eliminan eficientemente las toxinas del agua del cuerpo para poder retener la mayor cantidad posible, revela Schwartz. 

    Etiquetas:
    camellos
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía SputnikComentar vía Facebook