En directo
    Neuronas (imagen referencial)

    Realizan el primer 'trasplante de memoria' en seres vivos

    CC0 / Pixabay
    Ciencia
    URL corto
    0 51

    Los biólogos de la Universidad de California en Los Ángeles han logrado transferir un recuerdo de un caracol marino a otro. Los resultados de su experimento fueron publicados en eNeuro, el diario en línea de la Sociedad para la Neurociencia.

    La investigación podría ayudar a descubrir nuevas formas de disminuir el trauma de los recuerdos dolorosos y restaurar los recuerdos perdidos, consideran los científicos.

    "Creo que en un futuro no muy lejano podríamos utilizar el ARN para mejorar los efectos de la enfermedad de Alzheimer o el trastorno del estrés postraumático", señaló David Glanzman, autor principal del estudio y profesor de la Universidad de California.

    El ARN, o ácido ribonucleico, se conoce por su función como un 'mensajero celular' que produce proteínas y lleva las instrucciones del ADN a otras partes de la célula.
    Los investigadores aplicaron leves descargas eléctricas a las colas de una especie de caracol marino llamado Aplysia. Los caracoles recibieron cinco descargas, una cada 20 minutos, y luego cinco más 24 horas después. Estos impactos han mejorado su reflejo de respuesta defensiva que usan para protegerse de posibles daños.

    Al tocar los caracoles más tarde, los científicos encontraron que los que habían recibido los choques realizaban una contracción defensiva que duraba un promedio de 50 segundos. Mientras que aquellos a los que no se les habían dado los golpes realizaban una contracción de un segundo.

    Tema relacionado: ¿Podrían los videojuegos ayudar a evitar la enfermedad de Alzheimer?

    Luego, extrajeron el ARN de los sistemas nerviosos de los caracoles marinos que habían recibido los golpes de cola para inyectarlo en siete caracoles marinos que no habían recibido ninguna sacudida. También tenían un segundo grupo control con otros siete caracoles que tampoco habían recibido ninguna sacudida.

    Resultó que los animales que recibieron el ARN de los caracoles con la experiencia de unas descargas eléctricas actuaban como si hubieran tenido la misma experiencia. Mostraron una contracción defensiva que duraba un promedio de 40 segundos.

    "Es como si hubiéramos transferido la memoria", comentó Glanzman.

    Además:

    Los científicos revelan qué producto representa una amenaza inesperada para tu cerebro
    Lo que los humanos no pueden hacer: la IA diagnostica Alzheimer años antes de sus síntomas
    Pensar en voz alta, un insólito método para mejorar nuestro rendimiento intelectual
    Un estudio apunta a que las neuronas se regeneran también en la vejez
    Etiquetas:
    Alzheimer, transplantación, experimento, memoria, EEUU
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik