15:54 GMT +314 Diciembre 2019
En directo
    Eclipse solar del 21 de agosto de 2017

    Sale a la luz una inusual consecuencia de los eclipses solares

    © REUTERS / Jonathan Ernst
    Ciencia
    URL corto
    0 40
    Síguenos en

    Un grupo científico internacional compuesto por investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (EEUU) y de la Universidad de Tromso (Noruega) descubrió las consecuencias inesperadas de un reciente eclipse solar.

    El eclipse solar de agosto de 2017 provocó una fluctuación en la atmósfera del planeta. En la ionosfera aparecieron unas ondas, según explica el estudio. Dicha fluctuación tiene un carácter ligero y no representa una amenaza para la atmósfera terrestre, pero tiene un considerable valor científico.

    "Observamos fenómenos esperados, si bien nunca había surgido la ocasión de investigarlos", explica Shun-Rong Zhang, uno de los autores del estudio.

    Tras analizar los datos obtenidos por el satélite, los científicos descubrieron que, en el momento del eclipse, el planeta deja de recibir tanto la luz solar como el calor, mientras que la sombra de la Luna no permanece estática y sigue moviéndose. Por ello el contraste de las temperaturas en la zona clara y en la oscura causa la aparición de 'ondas' en la atmósfera.

    Una vez terminado el eclipse, dichas ondas desaparecen.

    Vea más: Las mejores fotos del eclipse solar en Instagram

    La Luna coincidió con el Sol en el mismo tamaño angular el 21 de agosto, y una franja de la Tierra experimentó dos minutos de total oscuridad en pleno día. El fenómeno se vio completamente en ciertas zonas de Estados Unidos y de manera parcial en México, Centroamérica y el norte de Suramérica.

    Además:

    ¿Sabes el nombre del astro que supuestamente destruirá la Tierra? ¡Sputnik te desafía!
    EEUU, a un día de sumergirse en las tinieblas
    Belleza peligrosa: el eclipse solar puede causar ceguera
    Etiquetas:
    atmósfera, fenómenos astronómicos, astronomía, eclipse solar, Sol, Tierra
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik