En directo
    Pekín, una de las ciudades más contaminadas de China y del planeta

    Hallan al otro culpable del cambio climático en China

    © AP Photo / Andy Wong
    Ciencia
    URL corto
    0 50

    Las tormentas de polvo del desierto de Gobi influyen en el nivel de contaminación del aire en el este del país asiático, según un artículo publicado en la revista especializada Nature Communications.

    "Hemos observado por primera vez cómo interactúan la arena, el viento y la contaminación del aire asociada a las actividades humanas. Resultó que la arena del desierto de Gobi influye en la calidad del aire inhalado por cientos de millones de personas", indicó el investigador Yang Yang, de la Universidad de California en San Diego, EEUU.

    Durante el estudio, científicos estadounidenses y chinos llegaron a la conclusión de que en invierno, la contaminación por aerosoles en la parte oriental de China aumenta, mientras que la velocidad del viento disminuye. Para determinar las causas de este fenómeno, los investigadores analizaron los datos del funcionamiento del sistema climático chino durante los últimos 40 años. En su trabajo, los científicos utilizaron las imágenes obtenidas por los satélites Terra y Aqua, así como las simulaciones de clima detalladas.

    Según declaró Yang, la aparición de esmog en China está vinculada con la arena y las partículas de polvo llevadas por vientos dominantes desde el desierto de Gobi a la región. El polvo influye en las diferencias de las temperaturas de la superficie de la tierra y del agua cerca de las costas chinas, lo que lleva al mayor calentamiento del suelo y el enfriamiento de las aguas del océano. De este modo, las velocidades de viento en China se ralentizan a unos 0,06 metros por segundo. Esto, a su vez, conduce a una mayor concentración de partículas en el aire, lo que genera el esmog.

    Más: La contaminación recorta la esperanza de vida de los chinos en más de dos años

    De acuerdo con los investigadores, el reciente estudio demuestra que la actividad humana no constituye la razón principal de los problemas ambientales en la Tierra. Según los científicos, también se debe tener en cuenta el factor natural. 

    Pekín se considera una de las ciudades más contaminadas de China y del planeta, debido, en parte, a un aumento alarmante del número de automóviles —hasta 17 millones— en la capital china en los últimos 15 años. 

    Además:

    El aeropuerto de Pekín cancela más de 250 vuelos por contaminación del aire
    Alerta roja en Pekín por contaminación del aire
    Pekín eleva el umbral de contaminación para declarar la alerta roja
    Etiquetas:
    aire, contaminación, desierto de Gobi, China
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik