08:56 GMT +310 Diciembre 2019
En directo
    Coltello

    Asesinos a sangre fría tienen un gen común

    © Flickr / Mr Korn Flakes
    Ciencia
    URL corto
    0 72
    Síguenos en

    Los asesinos a sangre fría tienen un gen común, dice un estudio de los neurobiólogos de la Universidad estatal rusa de Novosibirsk y el departamento de Siberia de la Academia de Ciencias de Rusia.

    Según el documento publicado en las revista Journal of Criminal Justice, los científicos rusos revelaron que el gen del receptor de la dopamina D4 es el responsable por los asesinatos crueles y a sangre fría.

    El D4 es uno de los cinco tipos de los receptores de la dopamina que tienen los vertebrados. El gen que codifica está relacionado con diferentes fenotipos conductuales y trastornos, incluidos la disfunción del sistema nervioso vegetativo, la esquizofrenia y la inclinación hacia la búsqueda de novedades.

    Los investigadores rusos llegaron a esta conclusión tras llevar a cabo el genotipado y estudiar las biografías de más de 150 criminales, 85 de los cuales fueron condenados por asesinatos, y otros 65, por provocar lesiones graves.

    Se aclaró que todas estas personas manifiestan agresión fría premeditada, que está estrechamente vinculada con varias formas poco activas del receptor de la dopamina D4.

    Estas conclusiones contradicen a la teoría difundida entre los científicos occidentales, según la cual la inmensa mayoría de los asesinados y otros crímenes violentos son consecuencia directa de la agresión impulsiva, que, por su parte, se desarrolla durante la infancia en el contexto del trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH).

    De este modo, los métodos de tratamiento farmacológico del TDAH aplicadas activamente en los centros occidentales preescolares y escolares en muchos casos pueden ser poco eficaces para prevenir la violencia en la sociedad.

    Etiquetas:
    gen, asesinos, Universidad de Novosibirsk, Academia de Ciencias de Rusia
    Normas comunitariasDiscusión
    Comentar vía FacebookComentar vía Sputnik